Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Futura instalación de un sistema flotante de multimegavatios en la costa de Le Croisic, Francia

Las turbinas eólicas flotantes marinas se consideran el futuro del sector, pues sortean el problema de dar con fondos marinos adecuados y podrían incluso ser más baratas que las alternativas cimentadas. Un consorcio agrupado bajo el título de FLOATGEN busca copar parte del mercado mediante la primera turbina eólica flotante instalada en el Atlántico, cerca de la costa de Francia.
Futura instalación de un sistema flotante de multimegavatios en la costa de Le Croisic, Francia
FLOATGEN se propone liderar el mercado de los parques eólicos marítimos flotantes, un subsector del que se espera un enorme crecimiento. Construirá así una turbina de dos megavatios en el océano Atlántico, concretamente en el emplazamiento de pruebas SEM-REV ubicado a doce millas náuticas de la ciudad de Le Croisic. Los siete miembros que componen el consorcio confían en que esta instalación puntera, en un emplazamiento que cuenta con una subestación eléctrica conectada a la red nacional, sirva para demostrar la viabilidad técnica y económica de las turbinas eólicas flotantes e impulse el desarrollo de esta tecnología en zonas de vientos intensos y gran profundidad donde los sistemas actuales no resultan rentables.

Para el demostrador se empleó una plataforma flotante toroidal rentable patentada por Ideol. Esta plataforma cuenta con propiedades hidrodinámicas que, según su fabricante, «logran aumentar su rendimiento enormemente en comparación con otras plataformas flotantes».

Paul de la Guérivière, director de Ideol y coordinador del proyecto, habla sobre la tecnología cuya base flotante ya está en construcción.

¿Por qué reviste importancia para Francia y Europa invertir en sistemas de turbina eólica flotantes?

Atravesamos una época en la que la energía eólica marina está en continua evolución y al mismo tiempo se enfrenta a una escasez de emplazamientos adecuados en muchos países. La energía eólica flotante se está asentando de forma lenta pero segura como una alternativa viable a los parques eólicos cimentados sobre el fondo marino. En este marco, Europa, y en concreto Francia con sus aguas profundas mediterráneas, debe estar preparada no solo para competir en este mercado boyante sino para liderarlo.

¿Qué nos puede comentar sobre los resultados obtenidos por el proyecto hasta la fecha?

Ya se han ejecutado varias pruebas en estanques y los estudios de ingeniería pertinentes. La construcción de FLOATGEN ya está en curso. La base flotante está tomando forma, la turbina eólica y más del 80 % del material de anclaje han llegado al puerto de Saint-Nazaire.

¿Cuáles fueron las principales dificultades encontradas en el proyecto y cómo se subsanaron?

El proyecto logrará conectar a la red una turbina eólica marina a finales de año. Este corto plazo, cuatro años, ha sido en extremo complicado de acomodar, pues fue necesario encontrar un emplazamiento y solicitar los permisos y autorizaciones necesarios, abordar cada cambio en las turbinas y garantizar la viabilidad de la construcción. En el aspecto técnico, el factor más complicado fue la coordinación entre los distintos socios en relación a la optimización de la construcción y el abastecimiento de turbinas. El enorme interés que mostraron todos los socios por nuestra tecnología y los intereses compartidos han resultado fundamentales a la hora de superar dichas dificultades.

¿Qué criterios emplearon para seleccionar el emplazamiento de pruebas?

El emplazamiento SEM-REV en la costa de Le Croisic gestionado por Centrale Nantes se eligió dado que cumplía una serie de criterios: conexión a la red, profundidad del agua, distancia a la costa, etc. Además, SEM-REV es el primer emplazamiento de pruebas MRE múltiple del mundo conectado a la red.

¿Qué han aprendido en relación con el rendimiento y el coste de esta tecnología?

No cabe duda del buen rendimiento del sistema flotante. Nuestros ingenieros trabajaron duro en él durante cinco años y las campañas de pruebas en estanques confirmaron el extraordinario rendimiento del sistema. En cuanto a los costes, FLOATGEN ofrece una experiencia y conocimientos técnicos valiosos y nos permite definir métodos y procesos de construcción, instalación y operación del sistema flotante, y de este modo nos otorga la capacidad de dar con factores que reduzcan costes. También trabajamos en varios proyectos de I+D con los que ahondar en la optimización del sistema de anclaje, una de las partes fundamentales del proyecto.

¿Qué planes tiene para cuando se instale la turbina eólica?

La demostración durará dos años en aguas de SEM-REV. Este periodo nos permitirá evaluar el rendimiento de la plataforma flotante, validar los costes operativos y de mantenimiento y preparar la industrialización de la tecnología.

¿Puede ofrecer algún consejo para otras organizaciones que pudieran estar interesadas en las turbinas eólicas marinas?

Que se apresuren, porque el mercado se está estructurando y nuestra tecnología ya está en condiciones de emplearse en proyectos comerciales.

FLOATGEN
Financiado con arreglo a FP7-ENERGY
Sitio web del proyecto

Fuente: Entrevista publicada en la revista de resultados research*eu nº 57 pp. 4 y 5

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba