Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Impulso a la superred eléctrica eólica marítima

Varias empresas punteras dedicadas a la energía eólica marítima se unieron en 2010 para formar «The Friends of the Supergrid», una asociación que defiende una red eléctrica eficaz, interconectada y resiliente con el fin de complementar la infraestructura de transmisión ya existente en cada país. El proyecto MEDOW participa en esta misión mediante el estudio de redes de corriente continua multiterminal, una tecnología clave para conectar los parques eólicos marítimos a la superred europea.
Impulso a la superred eléctrica eólica marítima
MEDOW (Multi-terminal DC grid for offshore wind) es una Acción Marie Curie que persigue dos objetivos: formar a investigadores y difundir conocimientos prácticos dedicados a las redes eléctricas de corriente continua, por un lado, y estudiar aspectos operativos relacionados con el aprovechamiento de estas redes en los parques eólicos marítimos, por el otro. Los temas a investigar incluyen cuestiones relacionadas con el flujo de la corriente continua, los relés de protección, el funcionamiento en estado continuo, la estabilidad dinámica, el soporte para huecos de tensión y los efectos de las redes de corriente continua en el funcionamiento de las redes de corriente alterna y el mercado energético.

A pocos meses de la finalización del proyecto, en marzo de 2017, Jun Liang (de la Universidad de Cardiff y coordinador del proyecto) habló sobre los resultados preliminares y la repercusión que se espera que tenga el proyecto de cara a la puesta en marcha de una superred eléctrica europea.

¿Qué ofrece una red eléctrica de corriente continua multiterminal para constituir una tecnología clave en la superred eléctrica europea?

La corriente continua de alta tensión (HVDC) es una tecnología probada y muy eficaz para transmitir grandes cantidades de energía eléctrica a largas distancias así como para su aplicación en el transporte hasta la costa de la electricidad generada en parques eólicos marítimos, las interconexiones entre países y como soporte de la red eléctrica de corriente alterna.

A medida que aumenten estas conexiones punto a punto, podría resultar positivo conectarlas directamente, en lugar de emplear pasillos de corriente alterna, y generar una red de corriente continua multiterminal (MTDC). Esta idea gana cada vez más adeptos en la superred eléctrica paneuropea, pues permite integrar más fuentes de energía renovables (FER).

Es más, la cantidad de conexiones HVDC en Europa no es despreciable, y se prevé un aumento de más de treinta conexiones HVDC durante el próximo lustro, primero en las conexiones submarinas y posteriormente en líneas terrestres suspendidas de larga distancia. La única posibilidad viable para atender las necesidades energéticas a largo plazo pasa por el empleo de redes MTDC para conectar todo el continente con las FER situadas en el mar del Norte mediante una red eléctrica marítima, denominada superred eléctrica europea.

Las redes HVDC ofrecen la posibilidad de obtener un flujo de energía prácticamente limpia en casi cualquier punto en Europa de un modo muy fiable. Además, los tendidos pueden ser «invisibles» (cables) o bien compactos, en comparación con los tendidos de corriente alterna convencionales.

¿Qué nos puede comentar sobre los resultados más señalados obtenidos por el proyecto hasta la fecha?

La contribución más importante del proyecto MEDOW es su modo de aunar los ámbitos académico e industrial en una colaboración dedicada al desarrollo de la red MTDC en pos de una Europa sostenible. Este proyecto colaborativo ofrece además una plataforma de formación y desarrollo de investigadores noveles con los que eliminar la escasez actual de trabajadores especialistas en sistemas eléctricos.

La contribución del proyecto MEDOW al colectivo puede resumirse en un libro sobre redes HVDC, una patente (pendiente de aprobación), más de sesenta artículos técnicos publicados en revistas científicas de primer nivel y varios congresos internacionales relevantes en los que además se fomentó la participación de los agentes locales. La mayor parte de la producción científica ha recibido una calurosa acogida entre los socios industriales, los cuales se muestran muy dispuestos a adoptar los resultados y convertirlos en aplicaciones prácticas.

¿Qué planes de continuación o difusión de los resultados del proyecto existen una vez que finalice el proyecto?

Las necesidades energéticas europeas cambian en paralelo a los acontecimientos económicos y políticos. MEDOW se amoldó a estas tendencias mediante una labor de difusión de sus descubrimientos y resultados en pos de la construcción de una superred eléctrica. La estrategia seguida consistió en contactar con socios industriales y organizaciones como «Friends of the Super Grid», una asociación de empresas internacionales radicada en Bruselas cuya labor es impulsar las políticas en pos de una superred eléctrica europea.

El éxito logrado por el proyecto ha servido para que sus socios estudien la viabilidad de remitir una nueva solicitud de financiación con la que dar continuidad al proyecto en MEDOW 2. Además, participamos en Vision2020 Network, una red científica paneuropea para pymes y universidades, en la que encabezamos el apartado sobre energía. Todo ello nos ofrece un mayor acceso a académicos, empresas e instituciones dedicadas a resolver los grandes retos de la gestión energética en Europa.

Uno de sus objetivos principales fue reforzar los lazos entre los ámbitos industrial y académico. ¿Qué resultados ha generado esta actividad?

La inclusión de socios industriales resulta fundamental para proyectos como MEDOW dedicados a crear aplicaciones prácticas. Sus conocimientos sobre las últimas tendencias, progresos y consecuencias prácticas son vitales para orientar bien el rumbo de la investigación. Ha sido muy gratificante colaborar en este proyecto con socios técnicos e industriales de primer nivel de otros países. Mediante un proceso de validación de ideas, logramos derribar obstáculos tecnológicos y acercar posturas entre los ámbitos industrial y académico.

Además, los intercambios con socios industriales ofrecidos a todos los investigadores de MEDOW permitieron ampliar su abanico de contactos más allá del entorno académico. Esta oportunidad sirvió para interactuar, crear redes y colaborar con socios técnicos relevantes y conocer la cultura y el entorno de distintas instituciones repartidas por el mapa.

En términos generales, ¿influirán los resultados del proyecto en el desarrollo de redes eléctricas marítimas de corriente continua?

Sin duda, los resultados y los descubrimientos del proyecto MEDOW pueden servir de hoja de ruta para el desarrollo de redes marítimas de corriente continua. En el proyecto MEDOW logramos aclarar la mayoría de las incertidumbres que obstaculizaban el progreso tecnológico y formar a un grupo de personal capacitado para trabajar con un sistema eléctrico mixto CA/CC. Los resultados de MEDOW servirán para acercar la fecha que marque la puesta en marcha de una red eléctrica paneuropea.

MEDOW
Financiado con arreglo a FP7-PEOPLE
Página del proyecto en CORDIS

Fuente: Entrevista publicada en la revista de resultados research*eu nº 57 pp. 9 y 10

Información relacionada

Programas

Países

  • Reino Unido
Número de registro: 126598 / Última actualización el: 2016-11-29
Categoría: Entrevistas
Proveedor: ec
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba