Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Visualización subterránea de alta precisión para obras de infraestructuras

Las obras en la vía pública no son un plato del gusto de nadie, ni siquiera contando con mapas precisos. E incluso tras localizar rápidamente la red buscada, los trabajadores pueden llegar a dañar redes pertenecientes a otros. Esta situación podría evitarse en breve gracias a un dispositivo asistencial desarrollado en el proyecto LARA.
Visualización subterránea de alta precisión para obras de infraestructuras
El dispositivo LARA podría otorgar a los operarios la capacidad de «ver debajo del suelo». En concreto, el dispositivo combina tecnología GNSS (Sistema Mundial de Navegación por Satélite), tecnología SIG 3D y bases de datos geoespaciales con gráficos informáticos y realidad aumentada para representar modelos tridimensionales complejos de redes subterráneas, sean estas de alcantarillado, de gas o de cables de electricidad.

Las posibilidades de esta tecnología son enormes. Según un informe de 2006 (McMahon et al., 2006), las empresas de suministro del Reino Unido realizan más de un millón y medio de perforaciones de la vía pública al año, provocando con frecuencia daños en bienes de terceros. Estas operaciones de mantenimiento supusieron un coste total cercano a los 5 800 millones de euros para los británicos, una cifra que LARA confía en reducir considerablemente.

¿Cómo funciona exactamente el sistema LARA?

Konstantinos Smagas: LARA trabaja en el desarrollo de un sistema de software y hardware que será capaz de gestionar datos geoespaciales de las infraestructuras de suministro soterradas. En el sistema se combinan varios submódulos (GNSS, realidad aumentada, SIG 3D y bases de datos geoespaciales) en un sistema de información, posicionamiento y navegación para tabletas.

En la práctica, el sistema de LARA guiará a los operarios en su labor diaria. Les ayudará a «ver» bajo el suelo al representar la complejidad de los modelos tridimensionales de las redes subterráneas en las que se entrecruzan las tuberías de agua, gas, alcantarillado y electricidad. También podrán controlar, documentar y gestionar mejor este tipo de infraestructuras sobre el terreno.

En primer lugar, al localizar la zona de trabajo en un visor de SIG, obtendrán una representación visual de la infraestructura subterránea y sus características. A continuación podrán aprovechar la función de realidad aumentada para contar con una visión intuitiva de esta infraestructura en tres dimensiones sobre las imágenes obtenidas por la cámara del dispositivo. Por último, tras concluir su trabajo, podrán emplear la misma herramienta para emitir informes y actualizar los mapas de infraestructuras previos.

¿Cómo logra este sistema aumentar la productividad?

La detección de sistemas subterráneos de suministro antes de excavar una zona marca un antes y un después para las empresas de suministros tanto públicas como privadas. Mediante el sistema LARA es posible conocer su ubicación exacta, y por tanto intervenir en ellas con más precisión, sin peligro de dañar otras líneas adyacentes. Las intervenciones precisas reducen los costes generales de mantenimiento y también las consecuencias económicas y sociales que comporta la prolongación de las obras en la superficie, tales como la congestión vial, las molestias para los peatones, el consumo de materiales, el gasto de tiempo, la energía empleada, la falta de estética de una calle levantada y el ruido producido.

El proyecto se aproxima a su fin. ¿Qué han logrado y qué objetivos quedan por alcanzar?

En este momento hemos desarrollado y ensayado nuestro primer prototipo en la ciudad de Kozani, en Grecia, y todos los equipos trabajan ya en mejorar la integración y la precisión. Tal y como se esperaba, el trabajo en un entorno real ha sacado a la luz varios problemas técnicos. Algunos de ellos se han resuelto al momento, mientras que otros tendrán que esperar unas semanas para recibir solución.

En general, los resultados de la primera evaluación piloto fueron muy prometedores y ofrecieron información valiosa de cara a mejorar la integración, sobre todo en lo relativo a nuestra tecnología de realidad aumentada, la cual sorprendió a propios y extraños. La última fase del proyecto, cuando terminemos con este trabajo y entreguemos el prototipo final, se dedicará a la definición y la mejora de los modelos de negocio a utilizar para la comercialización de LARA.

¿Qué resultados se obtuvieron en los ensayos realizados en Birmingham?

Hemos seleccionado las zonas y los corpus a emplear en los pilotos de los dos emplazamientos. Concluido el piloto en Grecia, estamos deseando ensayar el sistema en las zonas ofrecidas por el Ayuntamiento de Birmingham donde se ha proyectado la construcción de un nodo de repostaje de bajas o cero emisiones. Hasta entonces, utilizaremos ubicaciones de ensayo controladas en las ciudades de Limassol y Nicosia, en Chipre, donde realizaremos ensayos diarios. Los resultados de estos pilotos ofrecerán datos de gran utilidad para mejorar el rendimiento de la plataforma LARA.

¿Qué ofrece Galileo para constituir una tecnología clave en la tecnología de LARA?

El receptor de LARA está dotado de un módulo receptor de GNSS de gran autonomía y bajo consumo capaz de lograr una precisión centimétrica. El receptor —compuesto por un módulo GNSS, un módulo IMU y la interfaz de usuario— puede funcionar con distintas constelaciones como Galileo, EGNOS, GLONASS y BeiDou), pero Galileo resulta fundamental para el trabajo relacionado con el incremento de la precisión, de la disponibilidad y de la integridad. Por supuesto, era necesario aumentar la precisión, razón por la que se aprovechan tecnologías de corrección diferencial (EGNOS, DGNSS y RTK) para reducir el error de geolocalización a un centímetro aproximadamente.

¿Cuándo se comercializará el sistema?

La complejidad y por tanto el valor de nuestra propuesta han aumentado sin cesar con cada versión del prototipo y su posterior ensayo. Nuestro objetivo consiste en disponer del prototipo definitivo del sistema y ofrecer un producto casi listo para su venta desde ahora hasta la finalización del proyecto. Nuestro equipo de comercialización, dirigido por Hewlett Packard en España, trabaja en un plan de negocio que permita empezar a vender para finales de 2017.

En este sentido, ¿de qué modo piensan darse a conocer entre los posibles interesados?

Nuestro objetivo es indudablemente comercializar el sistema, y por tanto generamos desde los comienzos del proyecto una estrategia de comunicación activa dirigida a los primeros usuarios. Participamos en nueve eventos de demostración y talleres internacionales de gran repercusión en Europa y coorganizamos un evento en Malasia.

Es más, hemos creado una relación estable con revistas especializadas en las que publicamos con asiduidad y estamos editando un vídeo para difundirlo en las redes sociales. Nuestros usuarios inmediatos son agentes públicos y privados que poseen o gestionan infraestructuras subterráneas y que poseen datos precisos y exhaustivos sobre sus bienes bajo tierra. Nuestro objetivo es ofrecerles un dispositivo listo para utilizar que pueda integrarse con facilidad en su trabajo diario y se acople a sus procedimientos de estandarización.

LARA
Financiado con arreglo a H2020-GALILEO.
http://cordis.europa.eu/project/rcn/193818_es.html

Fuente: Entrevista publicada en la revista de resultados research*eu nº 59 pp. 7 y 8

Información relacionada

Número de registro: 127759 / Última actualización el: 2017-03-14
Categoría: Entrevistas
Proveedor: ec
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba