Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Desde 1993-09-21 hasta 1994-12-31
| See all projects funded under this programme / topic

Programa anterior

HS-TIDE 0

Financiación del programa

EUR 30 million

Referencia del Diario Oficial

L 240 de 1993-09-25

Referencia legislativa

93/512/CEE de 1993-09-21
Estimular la creación en Europa de un mercado interior de tecnología de rehabilitación para facilitar la integración socioeconómica de las personas mayores y las personas con discapacidades mediante la promoción de aplicaciones tecnológicas y el fomento de la cooperación entre las industrias de este campo.

Resumen

TIDE es una iniciativa precompetitiva tecnológica de investigación y desarrollo en el campo de la tecnología de rehabilitación para las personas mayores y las personas con discapacidades. Entre las tecnologías abarcadas por esta iniciativa figuran las tecnologías de la información, de la comunicación y del control.

Los servicios de la Comisión iniciaron y prepararon una acción piloto TIDE (1991-1992) en consulta con un panel multidisciplinario de expertos europeos independientes, un gran número de los cuales formaban parte del proyecto COST 219, "Futuras instalaciones de telecomunicación y teleinformática para las personas con discapacidades". Los expertos que colaboran en la iniciativa TIDE provienen de industrias de diferentes tamaños, universidades e institutos de investigación sobre discapacidades y organizaciones de representación de las personas mayores y las personas con discapacidades.

La iniciativa se aplicará a través de actividades de colaboración de equipos multidisciplinares. Los objetivos concretos de dichas actividades son:
- la comprensión, la clarificación y la adaptación de la tecnología para responder a las necesidades de los grupos de usuarios;
- el desarrollo de nuevas aplicaciones de la tecnología de rehabilitación, como por ejemplo hogares inteligentes para personas mayores, prótesis auditivas avanzadas, etc.;
- el fomento de la innovación y la transferencia de tecnología en la tecnología de la rehabilitación;
- el impulso a la elaboración de normas y reglamentaciones técnicas.

Las actividades que se realizarán en TIDE se ajustarán a cinco principios interrelacionados:
-Planteamiento centrado en el usuario:
los usuarios deberán participar en los proyectos y en estos proyectos se deberán alcanzar conclusiones sobre las necesidades de los usuarios finales y sobre las previsibles ventajas que para éstos supondrán las soluciones tecnológicas;
-Orientación hacia el mercado:
los proyectos deberán aprovechar las ventajas que brinda la consecución del mercado interior y deberán conducir al desarrollo de prototipos de productos y servicios basados en la tecnología;
- Innovación y adaptación de la tecnología:
se prestará especial atención a la innovación, a la adaptación y a la aplicación avanzada de nuevas tecnologías, así como a su integración con las normas internacionales correspondientes;
-Enfoque multidisciplinario:
los proyectos sacarán el máximo partido de los limitados recursos científicos, técnicos y comerciales disponibles en un ámbito en el que, además de conocimientos técnicos, se requieren conocimientos sociales, económicos, educativos y clínicos;
-Comprobación de la tecnología:
las aplicaciones tecnológicas deberán ser evaluadas por consumidores reales o potenciales en pruebas de campo o mediante el empleo de marcos hipotéticos.

Se prevé la participación de todos los proyectos en las actividades horizontales de la iniciativa TIDE, incluidos el consenso, los estudios de mercado, los estudios de rentabilidad y eficacia y las actividades de normalización.

A efectos de acción comunitaria, la tecnología de rehabilitación se define como aquella tecnología que permite a las personas mayores y a las personas con discapacidades una vida independiente y una mayor integración socioeconómica en la sociedad. Las expresiones "discapacitados" y "personas con discapacidades" hacen referencia a todas aquellas personas con discapacidades incluidas en la clasificación internacional de discapacidades y minusvalías de la Organización Mundial de la Salud.

Subdivisión

Cuatro líneas de actuación:

- Acceso a la tecnología de la información y de las comunicaciones y apoyo a las comunicaciones interpersonales:
. acceso a entornos multimedios e interacción con los mismos;
. tecnología para facilitar las comunicaciones personales;
. servicios y aplicaciones accesibles;

- Tecnologías de control del entorno cotidiano:
. interfaces usuario-sistema;
. sistemas de robótica;
. sistemas de control de movilidad y transporte;

- Recuperación y refuerzo de funciones motoras y cognitivas:
. TI para planes individualizados de evaluación, rehabilitación y mantenimiento en la sociedad;
. tecnología de rehabilitación y mantenimiento de la función motora;
. dispositivos de sustitución de la función motora;

- Tecnologías de sistemas integrados:
. entornos y sistemas inteligentes;
. sistemas de orientación y navegación para la movilidad;
. entornos de trabajo para las personas mayores y las personas con discapacidades.

Implementación

La Comisión se encarga de aplicar esta iniciativa, asistida por un comité compuesto por los representantes de los Estados miembros y presidido por el representante de la Comisión. La Comisión garantizará la coherencia y complementariedad de las actividades incluidas en la iniciativa TIDE, así como la coherencia y complementariedad de dichas actividades con otros programas y acciones comunitarios.

La contribución financiera de la Comunidad a los proyectos se adaptará a las características de cada caso concreto y podrá tomar la forma de subsidio directo o indirecto, anticipo de capital propio o cualquier otra modalidad. Por regla general, la Comisión aplicará la acción TIDE mediante convocatorias de propuestas, publicadas, cuando proceda, en el Diario Oficial de las Comunidades Europeas. Los co-contratistas de la Comisión deberán sufragar la mayor parte de la financiación, y por lo menos un 50% de los gastos totales. Sin embargo, en casos excepcionales, no se excluirá una contribución comunitaria que sobrepase ese porcentaje, en particular cuando se trate de facilitar la participación en actividades transnacionales de regiones con problemas de desarrollo o en declive industrial. Los proyectos elegibles, con la excepción de estudios y servicios, deberán contar con la participación de, como mínimo, dos participantes de diferentes Estados miembros, y al menos dos de los socios deberán ser empresas industriales. Los organismos y empresas establecidos en los países de la Asociación Europea de Libre Comercio (AELC) podrán, en virtud del procedimiento contemplado en la Decisión y en función del criterio de beneficio mutuo, participar como socios en un proyecto realizado en el marco de la iniciativa.

La Comisión llevará a cabo una evaluación de los resultados alcanzados y presentará un informe al Parlamento Europeo y al Consejo.
Número de registro: 337 / Última actualización el: 2000-06-05
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba