Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP7

SOLGELSENS Resultado resumido

Project ID: 247603
Financiado con arreglo a: FP7-PEOPLE
País: España

Detección de antibióticos en el medio ambiente

Pese a que la Unión Europea ha prohibido el uso indiscriminado de antibióticos en la industria ganadera, se sospecha que aún llegan grandes cantidades de estos agentes al medio ambiente. Frente a esta tesitura, unos investigadores europeos trabajaron en novedosas tecnologías químicas de cara a crear unos sensores mejorados para detectar restos de antibióticos en muestras ambientales.
Detección de antibióticos en el medio ambiente
En el sector de la producción ganadera se abusa del uso de antibióticos con fines terapéuticos. Una gran proporción de estos compuestos se excretan intactos a través de la orina y de las heces de los animales que han recibido dichos cuidados veterinarios. Esto supone que el estiércol que se usa a modo de fertilizante en múltiples tratamientos del suelo puede contener grandes concentraciones tanto de antibióticos como de residuos de estos, lo que deriva en graves consecuencias para la salud.

El pronunciado incremento de los niveles de resistencia a los antibióticos y de la hipersensibilidad ha alertado a las autoridades. En 2006, la Unión Europea prohibió el uso de todo tipo de antibióticos y de medicamentos relacionados con estos destinados a favorecer el engorde del ganado. De cara a preservar la salud de los ciudadanos, resulta tan imperativo como urgente contar con métodos de detección que ofrezcan un alto grado de sensibilidad.

Los científicos del proyecto «Sol-gel materials synthesis and characterization for optical sensing» (SOLGELSENS), financiado por la Unión Europea, propusieron la utilización de sensores ópticos como alternativa a los métodos cromatográficos de análisis. Dichos científicos se centraron en desarrollar películas híbridas elaboradas con óxido de silicio y polielectrolitos (PE), así como materiales nanoestructurados a nanoescala para la detección de agentes antibióticos, en especial la tetraciclina.

Se sirvieron de la tecnología sol-gel para crear estos materiales híbridos y otros elaborados con tintes conjugados destinados a la detección de compuestos orgánicos volátiles tales como el formaldehído. En lo referente a la detección de agentes antibióticos, las películas híbridas de PE y sílice mostraron unas propiedades muy prometedoras para su empleo en sensores ópticos. También se ponderó la idoneidad de la inmovilización de complejos de europio para la detección luminiscente de residuos de antibióticos.

Los investigadores utilizaron diferentes surfactantes durante la producción del revestimiento orgánico para aumentar tanto la capacidad de adsorción como la resistencia de los sensores. Los tintes de cianina añadidos a la superficie de la matriz de sílice aumentaron aún más la sensibilidad de detección de los sensores gracias a la fotoluminiscencia. También se crearon nanopartículas magnéticas funcionalizadas de óxido de hierro para extraer restos de tetraciclina de soluciones acuosas. Este método ofrece un planteamiento sencillo y selectivo para controlar los niveles de tetraciclina en solución.

En conjunto, el proyecto SOLGELSENS brindó un conocimiento técnico de gran relevancia relativo a la tecnología de impresión molecular y a los materiales híbridos de sílice para su uso en aplicaciones con sensores ópticos. La implantación de los recursos desarrollados por el proyecto para la detección de antibióticos devendrá en un incremento general de la seguridad de las bebidas y los alimentos.

Información relacionada

Palabras clave

Antibióticos, veterinario, sensor óptico, óxido de silicio, polielectrolitos, tetraciclina, sol-gel, formaldehído, europio, tecnología de impresión molecular
Número de registro: 150727 / Última actualización el: 2014-11-20
Dominio: Medio ambiente