Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP7

AircraftFire Resultado resumido

Project ID: 265612
Financiado con arreglo a: FP7-TRANSPORT
País: Francia

Nuevos estudios sobre composites ayudan a reforzar la seguridad de las aeronaves

Los composites que se utilizan en las aeronaves actuales se comportan de forma muy distinta a las piezas de aluminio durante un incendio. Las pruebas más recientes realizadas sobre composites pueden ayudar a lograr que las nuevas aeronaves sean más resistentes frente a daños en caso de incendio.
Nuevos estudios sobre composites ayudan a reforzar la seguridad de las aeronaves
Los composites de polímero que se utilizan para construir las aeronaves más recientes contribuyen a reducir de forma importante el peso y el consumo energético. Puesto que los composites están sustituyendo rápidamente al aluminio en los fuselajes de las aeronaves, el sector aeronáutico quiere asegurarse de que estos nuevos materiales sean tan resistentes al fuego como sea posible antes, durante y después de los vuelos. Este fue el objetivo del proyecto AIRCRAFTFIRE (Fire risks assessment and increase of passenger survivability), financiado por la Unión Europea.

Para empezar, el equipo del proyecto elaboró una completa base de datos experimental sobre la inflamabilidad, combustión, toxicidad y formación de humo de los composites. En cuanto se refiere a la detección de incendios durante el vuelo, el equipo ayudó a definir las especificidades de la combustión de los composites con el fin de facilitar la detección mediante nuevos sensores sofisticados. También se estudió la propagación de los incendios para evaluar la contención y propagación dentro de la cabina de vuelo y de pasaje.

Otro hito igual de importante del proyecto fue el estudio de los incendios después de una colisión. En este sentido, el equipo realizó un análisis estructural completo de una aeronave de composite en un caso de colisión a fin de definir su estado antes del inicio del incendio. Para ello se necesitaba encender un incendio de keroseno para evaluar la propagación de las llamas y registrar sus efectos químicos y térmicos.

Combinados con un estudio detallado de situaciones de incendio, los datos obtenidos a partir de los experimentos sobre los nuevos composites han permitido a los investigadores mejorar el software de modelización actual para la evacuación y la propagación de incendios. Ahora, el software puede simular un incendio desde su inicio, así como el efecto sobre los pasajeros y su capacidad para evacuar la aeronave después de un accidente.

La investigación del proyecto dio como resultado varios resultados clave. Por ejemplo, sin que se produzca la rotura del fuselaje después de la colisión, el fuselaje de composite ofrece una protección mejor frente a incendios y una evacuación mejor que el fuselaje de aluminio. No obstante, en algunos casos, las piezas de composite podrían liberar vapores tóxicos dentro de la cabina, lo cual exige mejoras para estos casos.

Los resultados y las recomendaciones que se derivan del proyecto se han divulgado entre fabricantes y organismos reguladores con el fin de mejorar el diseño de las aeronaves y la seguridad en caso de incendio sin afectar al rendimiento. Esta es una de las distintas iniciativas que nos acercan a disfrutar de cielos y viajes aéreos más seguros en Europa.

Información relacionada

Palabras clave

Composites, aeronave, seguridad de aeronaves, incendios, composites de polímeros, riesgos de incendio, inflamabilidad
Número de registro: 175058 / Última actualización el: 2016-02-03
Dominio: Tecnologías industriales