Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

El cambio climático y los árboles

Un equipo de la Unión Europea desarrolló nuevas herramientas para favorecer el trasplante de árboles por motivos de adaptación climática. En la labor de estudio realizada se valoraron fallos cometidos con anterioridad y se propusieron planes potencialmente exitosos en los que intervenían poblaciones mixtas de especies de pino.
El cambio climático y los árboles
A medida que cambia el clima, las variedades de árboles que se habían adaptado a los climas anteriores tienen dificultades para sobrevivir. Una posible solución podría consistir en trasplantar árboles que ya se han adaptado a los climas que podrían darse en el futuro en lugares nuevos.

El proyecto AMECO (Assisted migration of forests as a climate change economic mitigation strategy), financiado por la Unión Europea, aportó las herramientas necesarias para evaluar este tipo de migraciones asistidas.

Los investigadores analizaron casos en los que ya se había puesto a prueba este concepto con anterioridad, en concreto, el caso de un fallo perfectamente documentado. Este caso en particular produjo enormes pérdidas económicas y dio lugar a la implantación de normativas de la Unión Europea para evitar que volviese a repetirse.

Posteriormente, el equipo propuso planes de trasplante de árboles apropiados que incluían dos especies de pino. Después de valorar inventarios españoles y franceses, los investigadores seleccionaron lugares de trasplante donde los árboles existentes están en riesgo debido al cambio climático. Las especies seleccionadas procedían de lugares con una sensibilidad limitada al cambio. Basándose en simulaciones realizadas, el equipo propuso y probó tres estrategias de plantación: solo semillas de fuera, solo semillas locales y una combinación de ambas. Los resultados no dieron preferencia a ninguna estrategia en particular y revelaron una complejidad más acusada. Los refugios de semillas solamente podrían resultar adecuados en ciertos casos.

Para determinar qué casos son apropiados, el consorcio modeló la vulnerabilidad de las especies de árboles autóctonas de Europa. Los resultados indican que los responsables del proyecto deberían poner más empeño en tomar muestras de recursos genéticos de coníferas de montaña en los límites de distribución inferiores, en comparación con zonas menos vulnerables. Algunas poblaciones vulnerables podrían tener mayores probabilidades de supervivencia en otros lugares.

Tras efectuar pruebas y predicciones de las tasas de crecimiento de diversas especies en cinco emplazamientos franceses, el equipo concluyó que no existe ninguna decisión óptima definitiva. El estudio recomendó el uso de poblaciones mixtas para que los bosques tengan las mayores probabilidades de adaptación.

Las pautas de los responsables del proyecto AMECO podrían contribuir a la sostenibilidad de los bosques europeos durante los periodos de cambio climático.

Información relacionada

Palabras clave

Cambio climático, árboles, trasplante, AMECO, migración asistida, bosques
Número de registro: 188740 / Última actualización el: 2016-10-26
Dominio: Medio ambiente
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba