Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Las lenguas de la Ruta de la Seda

Un consorcio de la Unión Europea realizó un estudio centrado en un país de la Ruta de la Seda llamado Shanshan y en su lengua oficial, cuyo uso estaba alterado si se compara con otras regiones. Las lenguas tocarias podrían ser las causantes de esta alteración, o bien elementos de las lenguas iranias, aunque en ningún caso el khotanés.
Las lenguas de la Ruta de la Seda
La lengua Niya Prakit, también denominada Niya Gandhari, formaba parte de la familia de las lenguas indias y se habló durante los siglos III y IV. De origen pakistaní, esta lengua fue el idioma oficial de Shanshan, un reino de la Ruta de la Seda situado en uno de los márgenes de China.

Sin embargo, parece ser que los habitantes de Shanshan también disponían de una lengua propia que podría haber alterado su manera de hablar el Niya Prakit. El proyecto financiado con fondos europeos NIYA TOCHARIAN (Niya Tocharian: Language contact and prehistory on the Silk Road) investigó esta influencia. El Niya Prakit que se hablaba en Shanshan presentaba errores y multitud de palabras y nombres propios de otros idiomas.

El equipo examinó una hipótesis formulada en 1935 que afirma que el idioma local estaba influenciado por una forma de lengua tocaria. La lengua posterior se habría extendido hacia el oeste de la Ruta de la Seda —aunque aún dentro de la región de Shanshan— durante el siglo V d. C. Existen dos formas conocidas de lenguas tocarias. Los investigadores confirmaron la plausibilidad de esta teoría, pero no pudieron obtener una respuesta concluyente dada la imprecisión del estudio realizado en 1935.

Los miembros del proyecto estudiaron el origen de los extranjerismos del Niya Prakit hablado en Shanshan. Este estudio confirmó la existencia inequívoca de elementos propios de las lenguas tocarias, aunque demasiado aislados como para corroborar la hipótesis mencionada. Además, el equipo identificó la presencia de elementos propios de las lenguas iranias.

La comparación con una variante del Niya Prakit, el khotanés, llevó a los investigadores a la conclusión de que este idioma no fue el que influyó en la lengua utilizada en Shanshan.

La investigación efectuada por el proyecto contribuyó a reconstruir la historia de las lenguas de Asia central.

Información relacionada

Palabras clave

Idiomas, Ruta de la Seda, Shanshan, Niya Prakit, NIYA TOCHARIAN, prehistoria
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba