Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP6

ALUHEAT — Resultado resumido

Project ID: 13683
Financiado con arreglo a: FP6-NMP
País: Noruega

La tecnología de inducción calienta motores

Un nuevo tipo de calentador de inducción plantea la posibilidad de reducir en gran medida el consumo de energía en la industria.
La tecnología de inducción calienta motores
A medida que la disponibilidad del suministro energético y los aspectos medioambientales se convierten en los temas que más preocupan a la industria, los investigadores buscan nuevas formas de ahorrar energía.

El proyecto «Calentador de inducción de alta eficacia de lingotes de aluminio» (Aluheat), financiado con fondos de la Unión Europea, ha diseñado una novedosa tecnología de ahorro energético para su uso en la producción industrial y otros sectores. Sus responsables desarrollaron la tecnología para reducir drásticamente el consumo de energía y los costes del ciclo de vida de los componentes electrotécnicos a gran escala que presentan una eficiencia energética muy baja.

El proyecto tenía por cometido validar si este nuevo concepto era factible, para lo cual se construyó y probó un calentador de inducción de lingotes de aluminio de 200-300 kW dentro de una planta industrial dedicada a la extrusión de aluminio. Los resultados de este proyecto están pensados para hacer posible la introducción de tecnologías de superconducción en la industria y otros ámbitos. La tecnología se basó en la capacidad que los superconductores tienen para transportar corrientes continuas (CC) sin sufrir pérdidas, en combinación con conceptos electromagnéticos novedosos que aprovechan el potencial de superconductividad.

Tras rigurosos ensayos quedó demostrado que el nuevo calentador de inducción de CC con superconducción tiene un impacto medioambiental menor que los quemadores de gas convencionales y los calentadores de inducción alimentados por corriente alterna (CA).

El proyecto también contempló la optimización de los procesos para obtener el compuesto conductor necesario, denominado diboruro de magnesio (MgB2). Se realizaron ensayos con grandes volúmenes de material y se verificó que las varianzas en la conductividad entre los distintos lotes eran mínimas.

A continuación, se trabajó en las tecnologías de refrigeración o criosistemas, destinadas a enfriar el equipo más rápidamente en caso de averías o incidencias. Aunque la fabricación del sistema mecánico no terminó dentro del período de duración del proyecto, Aluheat ha abierto el camino hacia el perfeccionamiento de la tecnología y otros entes interesados han continuado con el trabajo. Si la tecnología se explota a pleno potencial, podría conllevar profundas implicaciones para la eficiencia energética en la industria.

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba