Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP6

ICE — Resultado resumido

Project ID: 516131
Financiado con arreglo a: FP6-AEROSPACE

Una evaluación de los efectos de la cabina de los aviones sobre la salud

Aún no se conocen con exactitud los efectos que ejercen sobre la salud de los pasajeros todos los parámetros ambientales de la cabina de una aeronave comercial. Científicos financiados con fondos europeos procedieron a evaluar a distintos sujetos en simulaciones de vuelo y concluyeron que volar no conlleva riesgos para la salud.
Una evaluación de los efectos de la cabina de los aviones sobre la salud
Los posibles efectos negativos de la exposición a entornos concretos como el empleo de teléfonos móviles, las redes inalámbricas e incluso los viajes en avión recaban una atención creciente.

Las travesías más prolongadas, la mayor frecuencia de viajes, el creciente volumen de trabajo de la tripulación y aspectos concretos de la salud de cada individuo como la trombosis venosa profunda (TVP) y el Síndrome Agudo Respiratorio Severo (SARS) obligan a dar con los parámetros de cabina más adecuados.

La bibliografía al respecto muestra cierta fragmentación en este campo. Además, la presión de la cabina, la hipoxia y su posible relación con la TVP se han pasado por alto.

Investigadores europeos se propusieron crear modelos predictivos útiles para fabricantes de fuselajes de aeronaves que les permitiesen tener en cuenta el perfil de los pasajeros, el volumen de trabajo de la tripulación y las características del viaje para dar con los parámetros de cabina más adecuados, objetivo logrado gracias a la financiación recabada por el proyecto ICE («Un entorno ideal de cabina»).

El consorcio de ICE ejecutó simulaciones de vuelos de larga distancia en condiciones de cabina realistas. Estos «pasajeros», con distintas edades, condiciones físicas y de ambos sexos, cumplimentaron cuestionarios y se estudiaron varios de sus parámetros médicos (análisis de sangre y mediciones de la tensión arterial).

Los científicos al cargo redactaron recomendaciones sobre los rangos adecuados de temperatura, presión de la cabina, humedad y ventilación.

El descubrimiento más trascendental fue que volar en las aeronaves comerciales actuales no posee ningún tipo de riesgo para los pasajeros.

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba