Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP7

ADVANCE — Resultado resumido

Project ID: 269893
Financiado con arreglo a: FP7-EURATOM-FISSION
País: Francia

Evaluación del estado de cables para ampliar con seguridad la vida útil de centrales nucleares

Los cables de baja tensión de las centrales nucleares son esenciales para su funcionamiento en operación normal y durante la respuesta ante un suceso. El uso de sistemas eléctricos de monitorización del estado (ME) de cables reforzará la seguridad en caso de ampliarse la vida útil de una central.
Evaluación del estado de cables para ampliar con seguridad la vida útil de centrales nucleares
El control in situ del estado de los cables de baja tensión cobra cada vez más importancia a medida que envejecen las centrales existentes. Además, los mecanismos y perfiles de degradación serán importantes para planificar la extensión de la vida útil de estas centrales, así como para seleccionar los materiales y las configuraciones de los cables en centrales de nueva construcción.

Aunque los cables forman parte integral de las centrales nucleares, el reducido número de especialistas se reparte entre el sector, los proveedores de servicios públicos, los centros de investigación y las universidades. Muchos de estos científicos trabajaron codo con codo para estudiar un conjunto representativo de cables en centrales nucleares europeas y evaluar el rendimiento de las técnicas de ME para vigilar el envejecimiento de los cables eléctricos, en comparación con otras técnicas convencionales.

La financiación proporcionada por la Unión Europea al proyecto «Ageing diagnostics and prognostics of low-voltage I&C cables» (ADVANCE) facilitó el desarrollo del programa, que incluyó la realización de estudios y ensayos. Además, contribuyó a la aparición de un programa riguroso de movilidad, educación y formación para jóvenes científicos.

Tras seleccionar seis tipos distintos de cables a partir de un inventario de las centrales nucleares europeas, el equipo llevó a cabo dos clases de experimentos. Se envejecieron cables de poca longitud que posteriormente se utilizaron para diseñar modelos de estrés de los distintos estados de envejecimiento. Asimismo, se realizaron pruebas de envejecimiento con cables largos y se llevó a cabo el seguimiento mediante distintas técnicas de control.

Los datos apuntan a que la espectroscopia dieléctrica se perfila como la técnica de control de estado más prometedora de todas las analizadas. Además, el equipo concluyó que las técnicas de reflectometría son las mejores en la actualidad para seguir la evolución de imperfecciones locales, en vez de para controlar el envejecimiento global. Se propusieron nuevos experimentos para mejorar los análisis y las técnicas de medición. Al mismo tiempo, el equipo diseñó un nuevo cable para facilitar el control en línea del estado de los cables en las centrales nucleares.

El proyecto ADVANCE realizó una importante contribución a la seguridad de las centrales nucleares existentes y futuras a través de la evaluación de técnicas de control del estado de cables eléctricos de baja tensión relacionados con la seguridad. Contar con criterios que relacionen las propiedades eléctricas, físicas y químicas con el estado de los sistemas eléctricos ayudará a predecir la degradación y la vida útil restante. Alargar la vida útil de las centrales nucleares es una prioridad de la industria nuclear mundial.

Información relacionada

Palabras clave

Centrales nucleares, cables de baja tensión, monitorización del estado, diagnóstico del envejecimiento, cables de I&C
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba