Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Los videojuegos en la rehabilitación tras un ACV

Los ensayos clínicos demuestran que los videojuegos en los que interviene el movimiento son herramientas eficaces y divertidas para rehabilitar a personas que han sobrevivido a un accidente cerebrovascular.
Los videojuegos en la rehabilitación tras un ACV
El accidente cerebrovascular (ACV) se produce cuando se interrumpe el riego sanguíneo a una determinada zona del cerebro, lo que provoca una lesión cerebral. Como resultado, el paciente sufre una debilitación o parálisis en el lado contrario del cuerpo al del hemisferio infartado, lo que reduce de manera significativa su calidad de vida.

A pesar de que la actividad física habitual ayuda a recuperarse tras el ictus y previene nuevos episodios, los estudios indican que muchos pacientes son excesivamente sedentarios. Los científicos responsables del proyecto VR STROKE REHAB (Virtual reality intervention for stroke rehabilitation), financiado con fondos europeos, estudiaron la posibilidad de ayudar a los pacientes de ACV a elevar sus niveles de actividad mediante una terapia basada en los videojuegos.

Se crearon dos grupos de pacientes; el grupo de «realidad virtual» jugaba a videojuegos y el «tradicional» seguía las rutinas habituales de ejercicio con pelotas, bloques y conos.

En virtud de sus hallazgos, los investigadores concluyeron que los videojuegos estimulaban una competitividad cordial y una actitud más participativa que los ejercicios tradicionales. Asimismo, los pacientes que jugaban a videojuegos se movían de forma más activa y resuelta que aquellos que hacían ejercicios convencionales. A pesar de que tanto el grupo de realidad virtual como el tradicional mejoraron con sus respectivos enfoques terapéuticos, los primeros se divertían más, un elemento importante para asegurar el seguimiento de los ejercicios pautados.

A fin de comprobar si los videojuegos surtían el mismo efecto de forma individual, el equipo puso a prueba una serie de programas de entrenamiento autónomo desde casa que los pacientes utilizaron para jugar a videojuegos o hacer tablas de ejercicios convencionales. Ambos grupos experimentaron mejoras, pero los pacientes que utilizaban videojuegos hacían más esfuerzo físico cuando estaban de pie, lo que mejoraba su equilibrio.

VR STROKE REHAB ha demostrado que los videojuegos ofrecen a las personas convalecientes de ictus una forma novedosa y amena para mantenerse activas.

Información relacionada

Palabras clave

Videojuegos, accidente cerebrovascular, ACV, rehabilitación tras un accidente cerebrovascular, realidad virtual
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba