Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP7

Reportaje destacado

Financiado con arreglo a: FP7-ICT

Predicciones inteligentes aplicadas al tratamiento de los traumatismos encefálicos

La mayoría de los afectados por una lesión encefálica grave tardan años en recuperarse o no se recuperan jamás. La administración de un tratamiento adecuado en los momentos fundamentales tras un accidente puede inclinar la balanza hacia evoluciones más positivas. Un proyecto financiado con fondos de la Unión Europea está generando modelos informáticos nuevos que podrían mejorar el diagnóstico y predecir el resultado de los tratamientos elegidos.
Predicciones inteligentes aplicadas al tratamiento de los traumatismos encefálicos
En la UE, la pérdida de años de vida a causa de traumatismos encefálicos es cuatro veces superior a la de la diabetes. Este tipo de lesiones provoca más años de absentismo laboral incluso que el cáncer, el ictus y el VIH en conjunto. De los 1,6 millones de ciudadanos de la UE que sufren traumatismos encefálicos cada año, 70 000 se encuentran en peligro mortal y otros 100 000 quedarán con una discapacidad permanente. El tratamiento de estos pacientes puede resultar especialmente difícil debido a la naturaleza compleja del encéfalo, una falta de inversión en I+D y la propia naturaleza de cada lesión.

En el TBICARE —una iniciativa conjunta en la que participan ocho socios de Finlandia (Centro de Investigación Técnica de Finlandia-VTT , GE Healthcare Finland , Universidad de Turku ), Francia Complexio , Lituania Universidad Tecnológica de Kaunas y Reino Unido (Imperial College de Londres , Universidad de Cambridge , GE Healthcare UK )— recopilan datos de cientos de pacientes con traumatismo encefálico y los emplean en la creación de un modelo predictivo que mejore la asistencia. Al sistema se le suministrarán los datos obtenidos en urgencias y sugerirá el tratamiento más eficaz para cada paciente. El proyecto forma parte de una iniciativa más amplia con la que aprovechar las TIC para ayudar a los médicos a realizar diagnósticos y tratamientos con mayor eficacia. Mediante el empleo de las TIC se aprovecharán conocimientos y datos ya existentes, aunque fragmentados, sobre el organismo humano y se modelarán posibles evoluciones del paciente en lo que se ha dado a llamar el http://ec.europa.eu/digital-agenda/en/virtual-physiological-human «Humano fisiológico virtual» .

Los socios del proyecto confían en que las predicciones del modelo den lugar a diagnósticos más precisos y tratamientos de mayor calidad. El prototipo está todavía en proceso de validación y los datos del proyecto reciente CENTER-TBI, perteneciente al Séptimo Programa Marco (7PM) de la UE, contribuirán a su optimización. En paralelo, médicos del Hospital Universitario Central de Turku (Finlandia) y del Hospital Addenbroke (Reino Unido) han recibido versiones del prototipo para evaluarlo con fines científicos y de cara a generar una herramienta clínica en un futuro. Esta herramienta facilitará el trabajo diario de los médicos y revolucionará la asistencia y el tratamiento de urgencias de los traumatismos encefálicos.

Según indicó el Dr. Mark van Gils , coordinador científico de TBICARE: «La mejora del diagnóstico aportada por nuestro sistema podría beneficiar enormemente el pronóstico de los traumatismos encefálicos y reducir sus secuelas. Los costes relacionados no sólo incluyen la asistencia sanitaria, sino que hay que sumar la pérdida de años productivos, una reducción de la calidad de vida e incluso la mortalidad relacionada. Además es necesario tener en cuenta cómo se ven afectados los familiares y amigos de los lesionados. Una mejora del 1 % lograría un ahorro annual de 1 000 millones de euros sólo en Europa».

Más conocimiento y mejor asistencia

El Dr. Mark van Gils explicó que los pacientes del proyecto se someten a muy distintas pruebas cuando llegan a urgencias. El equipo al que quedan a cargo estudia su consciencia, sus reacciones, cuánto oxígeno contiene la sangre, etc. Además consideran la posibilidad de aplicar mediciones más complejas como por ejemplo el análisis de proteínas que indiquen distintos tipos de daño al tejido encefálico del paciente o la obtención de imágenes para detectar hemorragias internas. Queremos comprobar qué pruebas aportan los indicadores más adecuados para anticipar la evolución del paciente».El 7PM de la UE ha aportado 3 millones de euros en tres años a la construcción de la herramienta. TBICARE finalizará en agosto de 2014.

Useful Links

A second chance for injured brains

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba