Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Martin Bangemann aclara la política de la UE en el ámbito de las comunicaciones móviles de tercera generación

El comisario europeo responsable de la política de telecomunicaciones, Martin Bangemann, ha rechazado con firmeza las declaraciones estadounidenses sobre la posible creación de barreras que impidan el acceso en Europa al mercado de comunicaciones móviles de tercera generación....
El comisario europeo responsable de la política de telecomunicaciones, Martin Bangemann, ha rechazado con firmeza las declaraciones estadounidenses sobre la posible creación de barreras que impidan el acceso en Europa al mercado de comunicaciones móviles de tercera generación. En respuesta a una carta fechada el 19 de diciembre de 1998 de Madeleine Albright, Secretaria de Estado de Estados Unidos, el comisario Bangemann ha afirmado: "La política de la UE consiste en dejar que las demandas del mercado sean satisfechas por una amplia oferta competitiva de servicios de multimedia móviles que se ajusten al marco reglamentario de la UE y a sus obligaciones con la OMC".

Las comunicaciones móviles de tercera generación ofrecerán, además de servicios de telefonía y mensajes móviles, una nueva dimensión para las comunicaciones sin cables, incluido el acceso a Internet y a los servicios multimedia.

El 14 de diciembre de 1998, el Consejo de Telecomunicaciones y el Parlamento Europeo adoptaron una Decisión con el fin de garantizar la disponibilidad de al menos un servicio interoperable y de libertad de desplazamiento a nivel paneuropeo para los consumidores. Esta Decisión requiere a los Estados miembros la preparación de regímenes nacionales de concesión de licencias antes del 1 de enero del año 2000 para así permitir la introducción coordinada de los servicios de Sistemas Universales de Telecomunicaciones Móviles (UMTS) en sus territorios antes del 1 de enero del año 2000. De esta forma se garantizará que, a partir de esta fecha, un consumidor en uno de los Estados miembros pueda utilizar su terminal de UMTS cuando se traslade a cualquier otro Estado miembro de la UE.

En una carta dirigida al comisario Bangemann con fecha del 19 de diciembre de 1998, Madeleine Albright, Secretaria de Estado, Charlene Barshefsky, Representante del Comercio, William Daley, Secretario de Comercio y William Kennard, Presidente de la Comisión de Comunicaciones Federales, expresaron su preocupación sobre la postura y las políticas de la UE en el ámbito de los servicios móviles de tercera generación.

El Sr. Bangemann subrayó en su respuesta el hecho de que la UE apoya sin reservas la armonización mundial de las normas de la tecnología de tercera generación, aunque la decisión en esta materia ha de ser tomada por la industria. La Comisión no interferirá en ningún caso en un proceso de naturaleza técnica y comercial.

El comisario Bangemann expresó su "sorpresa ante la solicitud del gobierno de Estados Unidos de una intervención reglamentaria en un proceso puramente industrial", cuando la cuestión fundamental parece estribar en disputas de carácter industrial sobre derechos de propiedad intelectual. También señaló que "no nos parece apropiado imponer una compatibilidad retroactiva entre los sistemas de segunda y tercera generación, lo que parece ser el deseo de Estados Unidos, ni imponer una convergencia de las normas de tercera generación hacia una norma única, y mucho menos hacia una norma de tercera generación específica, ya sea a escala comunitaria o mundial".

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba