Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Una nueva herramienta para aumentar los recursos palestinos frente a los terremotos

Los Territorios Palestinos han sufrido cientos de terremotos desde que comenzó el año. Gracias a los proyectos SASPARM y SASPARM 2.0, las nuevas generaciones de ciudadanos y científicos contarán con más medios para enfrentarse a esta amenaza creciente.
Una nueva herramienta para aumentar los recursos palestinos frente a los terremotos
«[En los Territorios Palestinos] poseemos capacidades moderadas e infradesarrolladas que no nos permiten hacer frente de un modo adecuado a los terremotos y sus repercusiones», declaró a Al-Monitor Moufid al-Hasayneh, ministro de obras públicas y vivienda. El ministro es consciente de que esta carencia debe subsanarse cuanto antes para que los Territorios Palestinos hagan frente a los peligros que entrañan los terremotos y sus posibles consecuencias para la vida humana.

Según informes recientes, de producirse un terremoto de gran magnitud, se destruiría el 70 % de las edificaciones del país y morirían unas 16 000 personas. Los Territorios Palestinos están situados en el valle del Rift —en la frontera entre las placas tectónicas divergentes Arábiga y Africana— y la probabilidad de que se produzcan terremotos va en aumento. El país precisa de edificios más resistentes, una mayor concienciación pública e investigadores jóvenes mejor formados para enfrentarse a esta amenaza.

Esta precisamente es la propuesta de los proyectos SASPARM y SASPARM 2. El primero, finalizado a principios de noviembre de 2014, se propuso aumentar la competitividad de la Universidad Nacional An-Najah como centro científico dedicado a la mitigación de riesgos sísmicos y la gestión de catástrofes. Entre otros logros, se creó una base de datos con información científica preexistente, se identificaron lagunas en los conocimientos y se organizaron cursos sobre ingeniería estructural. El proyecto también puso en marcha iniciativas con las que aumentar la concienciación pública y creó redes de investigadores en el marco del Espacio Europeo de Investigación (EEI).

«Se formó a cientos de ingenieros dedicados a la planificación y el diseño de edificios sismorresistentes, y se celebraron docenas de sesiones y talleres sobre el tema», informó Jalal Dabbeek, director del Centro de Ciencias de la Tierra e Ingeniería Sísmica y coordinador del proyecto.

Esta labor no fue más que la primera fase de una iniciativa de mayor duración. En enero de 2015 se puso en marcha SASPARM 2.0, que se prolongará hasta finales de 2017 gracias a nuevos fondos de la UE. «Esta segunda fase se propone reforzar la capacidad de afrontar terremotos de los Territorios Palestinos mediante la formación de grupos de defensa civil y el desarrollo de conocimientos entre el sector de la ingeniería. Confiamos en mejorar los edificios existentes mediante programas informáticos y teléfonos inteligentes que recojan información sobre la casa de cada ciudadano. De este modo se poblará una base de datos con la que averiguar la probabilidad de que estos edificios resulten afectados. Los edificios también se incluirán en un estudio de campo y se incrementarán las campañas de concienciación en los medios de comunicación», explicó Dabbeek.

El consorcio, en el que también participan EUCENTRE y el Instituto de Estudios Avanzados de Pavía (IUSS, Italia), creará un portal web en el que estudiantes, ciudadanos, profesionales y organizaciones gubernamentales y no gubernamentales podrán añadir y gestionar datos relacionados con los edificios. Se espera que la iniciativa aumente la fiabilidad de los cálculos de riesgo sísmico.

Para más información, consulte:

SASPARM
http://www.sasparm.ps/

Fuente: Basado en un artículo publicado por Al-Monitor y un informe resumido del proyecto SASPARM.

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba