Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Tendencias científicas: Un grupo de científicos logra por vez primera que nazcan ratones sanos de parejas del mismo sexo

Investigadores chinos utilizaron células madre embrionarias y edición génica para producir ratones nacidos de parejas del mismo sexo.
Tendencias científicas: Un grupo de científicos logra por vez primera que nazcan ratones sanos de parejas del mismo sexo
En el mundo animal no siempre es necesario contar con un macho y una hembra para procrear. Prueba de ello son algunos pájaros, abejas, peces, reptiles, anfibios y ahora ratones de laboratorio.

Sin embargo, para criar ratones sanos a partir de dos madres, los responsables han precisado obrar una hazaña de la ingeniería genética con la que se han saltado varias normas de la reproducción. El estudio, publicado en la revista «Cell Stem Cell», estudió qué dificulta en tanta medida que algunos animales se reproduzcan a partir de progenitores del mismo sexo. Los resultados indican que es posible superar algunos de los obstáculos a la reproducción del mismo sexo con células madre y edición génica dirigida.

Los ratones bimaternos —ratones con dos madres— nacieron sanos y dieron a luz a sus propias crías. «Esta investigación nos muestra lo que es posible lograr», declaró el Dr. Wei Li de la Academia China de las Ciencias (CAS) en una entrevista en la «BBC». «Observamos que los defectos en los ratones bimaternos pueden eliminarse y que pueden superarse los obstáculos a la reproducción bipaternal en mamíferos». En declaraciones a «CNN», añadió: «También revelamos algunas de las regiones de impronta más importantes que dificultan el desarrollo de ratones con padres del mismo sexo, lo cual también resulta interesante de cara al estudio de la impronta genómica y la clonación animal».

Eliminar barreras que impiden el acoplamiento genético entre individuos del mismo sexo

El Dr. Li y sus colegas del CAS produjeron los ratones sanos bimaternos con células madre embrionarias haploides (CMEh), que contienen la mitad del número normal de cromosomas y ADN de un solo progenitor. Los investigadores creen que esa fue la clave del éxito.

El equipo creó los ratones bimaternos eliminando tres regiones improntadas del genoma de las CMEh que contenían ADN del progenitor hembra y las inyectaron en óvulos de otro ratón hembra. En total produjeron 29 crías vivas a partir de 210 embriones. Los ratones nacieron sanos, vivieron hasta la edad adulta y tuvieron su propia descendencia de manera normal.

El estudio también es el primero en el que se se llevaron a término crías con dos padres utilizando un procedimiento similar, pero más complicado. Inyectaron el esperma y las CMEh en un óvulo al que se le había extraído el núcleo, la parte que porta la mayor parte del material genético. No obstante, los resultados no fueron prometedores. Las crías de dos padres no sobrevivieron mucho tiempo tras el nacimiento: solo dos de las doce crías sobrevivieron durante más de cuarenta y ocho horas, sin que nadie pueda ofrecer una explicación de la rapidez con la que murieron.

¿Es posible utilizar estos métodos en otros mamíferos? Existen varios obstáculos que lo dificultan, aun con la ayuda de tecnología de fertilización. A estos obstáculos hay que añadir importantes cuestiones éticas y de seguridad. Además, es necesario algo más que imaginación para pensar que, hoy en día, estos hallazgos puedan dar lugar al desarrollo de métodos para que las parejas humanas del mismo sexo puedan tener hijos sanos por sí mismas.

Fuente: Basado en artículos aparecidos en medios de comunicación

Información relacionada

Países

  • China
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba