Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Una nueva investigación sobre células madre pancreáticas podría revolucionar los tratamientos vigentes

La investigación sobre células madre reviste una importancia enorme debido a que podría propiciar cambios revolucionarios en el tratamiento de varias enfermedades. Estas células, capaces de diferenciarse en otras especializadas y dividirse para producir más células madre, ya s...
Una nueva investigación sobre células madre pancreáticas podría revolucionar los tratamientos vigentes
La investigación sobre células madre reviste una importancia enorme debido a que podría propiciar cambios revolucionarios en el tratamiento de varias enfermedades. Estas células, capaces de diferenciarse en otras especializadas y dividirse para producir más células madre, ya se utilizan en varios ámbitos de la medicina, como en los trasplantes de médula ósea y en el tratamiento de la leucemia.

La ciencia confía en la utilización de tecnologías nuevas de células madre para tratar una amplia gama de enfermedades, una esperanza que se mantiene abierta gracias a los progresos continuos en este ámbito. Por ejemplo, en el Instituto Hubrecht (Países Bajos) acaban de cultivar células madre con la capacidad de desarrollarse en otros dos tipos de células que componen un páncreas sano. Los resultados podrían conducir a un método nuevo de reparación de células beta productoras de insulina o del conducto pancreático dañadas.

Las estrategias terapéuticas contra las enfermedades pancreáticas carecían de sistemas de cultivo de células que permitiesen a los científicos cultivar tejidos de reemplazo en una probeta o en una placa Petri. Otros métodos alternativos como el trasplante de tejidos se ven limitados por la escasez de donantes y la posibilidad de que se rechace el tejido. Por esta razón, este estudio se ocupó de dar con un sistema de cultivo celular nuevo capaz de generar una cantidad ilimitada de células madre pancreáticas. El equipo de investigación, dirigido por el Dr. Hans Clevers, logró aislar y hacer crecer células madre de los páncreas de ratones mediante un cultivo especializado tridimensional de células.

Los cultivos bidimensionales han sido la norma durante los últimos cuarenta años en miles de laboratorios de todo el mundo, pero con ellos no es posible reproducir la anatomía ni la fisiología del tejido objetivo. El estudio de células en tres dimensiones posibilita simular o acercarse a las condiciones fisiológicas que se producen en el organismo y desentrañar las funciones de las células diferenciadas.

Hasta ahora se sabía que las proteínas de señalización Wnt y Lgr5 son fundamentales en la producción de células madre adultas capaces de crecer y dividirse con rapidez. El reto en este caso radica en que estas moléculas y sus rutas de señalización están inactivas en el páncreas adulto. El equipo debió por tanto dar con un medio de activar la ruta de la Wnt.

Esto se logró con la modificación de varias condiciones de crecimiento. El páncreas de ratones se alteró para que proliferasen y se diferenciasen las células del conducto pancreático. Varias de las células de esta población nueva eran células madre capaces de renovarse, capacidad que aprovechó el equipo científico para cultivarlas y producir una cantidad elevada de células pancreáticas o cúmulos diminutos de tejido denominados organoides.

A pesar de que el trabajo se encuentra todavía en una etapa inicial, los resultados obtenidos se muestran muy prometedores. A continuación se pretende el perfeccionamiento de los métodos de cultivo desarrollados en el estudio y la investigación de métodos nuevos que permitan aplicar este sistema a las células pancreáticas humanas.

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba