Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Nueva infraestructura astronómica europea

Un equipo de investigadores de la Unión Europea ha coordinado tareas de investigación astronómica y de planificación para nuevas instalaciones en Europa. El consorcio permitió realizar distintos encuentros y desarrollar nuevas tecnologías, como sistemas ópticos adaptativos para utilizar en el European Extremely Large Telescope (E-ELT).
Nueva infraestructura astronómica europea
En los últimos años, las previsiones de sustituir las infraestructuras de investigación astronómica no se han cumplido, principalmente por motivos de costes. Se han puesto en servicio unas pocas instalaciones nuevas, y se han conservado las existentes para continuar con el grueso de la investigación, aunque de formas más inteligentes y colaborativas.

El proyecto OPTICON (Optical infrared co-ordination network for astronomy), financiado por la Unión Europea, coordinó la colaboración multinacional. El proyecto actual es una renovación de un proyecto del 6PM anterior con el mismo nombre, que desarrolló sistemas de ópticas adaptativas para el espectropolarímetro SPHERE. El nuevo consorcio estructuró la comunidad astronómica europea mediante el apoyo a la investigación, y contribuyó a los planes para las futuras instalaciones y tecnologías necesarias. OPTICON tuvo la responsabilidad sobre todos los telescopios modernos de tamaño mediano y gestionó numerosas actividades de establecimiento de contactos, acceso transnacional e investigación conjunta.

El proyecto contribuyó a distintos congresos y jornadas de carácter científico y técnico. Además, OPTICON organizó un programa de formación que incluía cursos de fotónica e interferometría de gran impacto, impartidos mediante entidades de formación y jornadas de trabajo.

OPTICON también contribuyó a desarrollos de ingeniería para la astronomía óptica e infrarroja europea. En concreto, el equipo estudió las tecnologías disruptivas. El consorcio también participó en el desarrollo de instrumentos para el E-ELT, un telescopio de treinta y nueve metros en tierra planificado para Chile a principios de 2020.

Los estudios sobre tecnologías de óptica adaptativa dieron resultados únicos, a menudo de importancia crucial para el E-ELT. Los estudios evaluaron y mitigaron riesgos técnicos clave para el E-ELT y contribuirán a programas de diseño en curso destinados a mejorar la productividad científica.

Los investigadores desarrollaron sistemas ópticos adaptativos desde el punto de vista teórico y, a continuación, los sometieron a pruebas experimentales. El consorcio logró así hitos históricos con el instrumento de demostración CANARY para el telescopio William Herschel, en el campo de las ópticas adaptativas tomográficas de campo amplio.

Un desarrollo derivado de este trabajo fueron sensores de desviación 3D basados en fibras ópticas adecuados para distintas ramas de la investigación. El sistema es lo suficientemente sensible para detectar las deformaciones de la forma en un tórax humano debidas al latido del corazón.

OPTICON proporcionó herramientas de alta calidad a la comunidad astronómica y ayudó a brindar apoyo a nuevos desarrollos en este campo. El fomento de las relaciones en red y la formación por parte del proyecto también ayudó a cultivar el interés y compartir habilidades.

Información relacionada

Palabras clave

Óptica adaptativa, OPTICON, astronomía, sensores de desviación 3D
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba