Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Aplicaciones clínicas de la electroporación

La electroporación es una técnica que se utiliza para aumentar la permeabilidad de la membrana celular a iones y moléculas mediante pulsos cortos de altos campos eléctricos. Avances recientes han mostrado aplicaciones terapéuticas de la técnica en el tratamiento clínico contra el cáncer.
Aplicaciones clínicas de la electroporación
La electroporación se utiliza de manera rutinaria en los laboratorios de microbiología para facilitar la transfección de genes in vitro. Hallazgos recientes muestran que podría mejorar igualmente la transfección de genes in vivo y la captación de agentes quimioterapéuticos. El potencial de la electroporación para llevar a cabo la ablación de tejidos sin calor ha fomentado su uso en tratamientos contra el cáncer.

El proyecto financiado con fondos europeos «Tools and methods for in vivo electroporation» (TAMIVIVE) se centró en los tratamientos clínicos basados en electroporación. Dependiendo del número de pulsos, su magnitud y duración, la permeabilización de la membrana inducida mediante electroporación puede ser temporal o permanente.

Mientras que la electroporación reversible no compromete la viabilidad celular, la electroporación permanente altera la homeostasis de la célula, induciendo así su muerte. La electroporación reversible forma la base de la electrogenoterapia, que facilita la introducción de genes en las células mediante pulsos eléctricos. Otro método, la electroquimioterapia, utiliza el mismo principio para mejorar la penetración de los fármacos anticancerosos en las células malignas de los tejidos. Por el contrario, la electroporación permanente forma la base del nuevo método de ablación de tejidos sin calor, la denominada electroporación irreversible no térmica, que se utiliza para destruir tumores sólidos.

Del proyecto han salido una amplia gama de resultados en el campo de la electroporación, que han dado lugar a seis publicaciones en revistas científicas y dos patentes. Hay una colaboración en marcha con un equipo de médicos para estudiar el tratamiento de nódulos tumorales hepáticos múltiples mediante electroporación irreversible. Otras aplicaciones de la electroporación irreversible puestas en práctica en el proyecto son la ablación de tumores pancreáticos en ratones y la pasteurización de medios líquidos.

Electrodos y microestimuladores pertenecen a un área de investigación estrechamente relacionada. Como resultado de este proyecto, se encuentra en trámite una patente sobre electrodos mínimamente invasivos para electroporación clínica. Además, en el proyecto se ha desarrollado un método para realizar la estimulación eléctrica funcional por medio de microestimuladores implantables. Entre las muchas aplicaciones clínicas de esos electrodos se incluyen la gestión de complejos trastornos neurológicos como las lesiones de la médula espinal. En conjunto, el proyecto TAMIVIVE ha producido avances significativos en el campo.

Información relacionada

Palabras clave

Electroporación, tratamientos contra el cáncer, transfección de genes, electroporación in vivo, permeabilización de la membrana
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba