Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

H2020

PHOSave — Resultado resumido

Project ID: 724586
Financiado con arreglo a: H2020-EU.2.3.1.
H2020-EU.3.5.
País: Italia
Dominio: Tecnologías industriales

Polvo de extinción reutilizado en fertilizantes y pirorretardantes

Un proyecto financiado con fondos europeos ha reciclado fosfato a partir de polvo de extinción agotado para producir fertilizantes para la agricultura y retardantes de llama para el sector maderero.
Polvo de extinción reutilizado en fertilizantes y pirorretardantes
La empresa italiana ProPHOS recuperó fosfato a partir de polvo de extinción agotado gracias a la financiación del proyecto PHOSave, en el marco de Horizonte 2020, mediante el desarrollo de un proceso respetuoso con el medio ambiente para eliminar el aceite de silicona. Gracias a ello, se logró reciclar fosfato monoamónico y sulfato amónico para su uso en la agricultura y como retardantes de llama para tableros de aglomerado.

El proceso de reciclaje consintió en cribar el residuo inicial para eliminar los restos metálicos y plásticos, para, a continuación, homogeneizar y lavar el polvo obtenido y extraer el aceite de silicona con disolventes orgánicos. Un segundo paso permitió eliminar el tinte residual y cualquier contaminante, metal pesado, etc.

Los investigadores estudiaron diferentes sorbentes para su uso en este paso, que incluían desde materiales inorgánicos como arcillas y ceolitas hasta compuestos orgánicos como materiales a base de lignina o quitosano. ProPHOS seleccionó agentes empleados comúnmente en la industria alimentaria como la levadura de cerveza y las bacterias del yogur para tratar el polvo y eliminar activamente el aceite.

Nuevos fertilizantes para mejorar los cultivos

Según Marco Michelotti, coordinador del proyecto y director de operaciones de ProPHOS Chemicals, el objetivo de PHOSave era mejorar la sostenibilidad de la agricultura mediante la introducción de nuevos fertilizantes innovadores que cumplen los requisitos establecidos en el nuevo reglamento de fertilizantes de la Unión Europea (UE). Michelotti comenta: «Desarrollamos diferentes formulaciones de fertilizantes para varias especies vegetales de cultivo, añadiendo bioestimulantes naturales obtenidos por hidrólisis enzimática de la matriz orgánica».

Todos estos compuestos pueden mejorar la eficiencia en el uso de nutrientes por parte de las plantas, lo que aumenta la tolerancia al estrés abiótico y biótico y reduce el empleo de fertilizantes. Michelotti explica: «El bioestimulante afecta positivamente la fisiología de las plantas al actuar sobre la fotosíntesis, la síntesis de proteínas y la composición fenólica, y puede reducir significativamente el estrés hídrico».

Los principales usuarios del sector maderero son los fabricantes de tableros de aglomerado. Por lo tanto, PHOSave ha comenzado a evaluar nuevas formulaciones de retardantes de llama para alcanzar la clase más alta de resistencia según las normas europea EN 13896 y la francesa AFNOR NF P 92 501.

Beneficios ambientales y económicos

PHOSave proporciona beneficios sustanciales para el medio ambiente. En concreto, se producirán fertilizantes líquidos o microgranulados con mayor superficie de contacto y mayor homogeneidad, lo que aumentará significativamente el rendimiento de los cultivos. «Cada tonelada de abono producido con materiales reciclados ahorrará unos 500 kg de materias primas y evitará la emisión de unos 480 kg de CO2 y el uso de unos 430 metros cúbicos de agua», afirma Michelotti.

Es más, datos oficiales de las asociaciones profesionales muestran que solo en Italia existen al menos 10 millones de kilogramos de polvo de extinción agotado que no se eliminan adecuadamente a pesar de que se les clasifica como «residuos especiales». Esto se debe en parte a los elevados costes, que tienen que ver principalmente con el transporte. Michelotti recalca: «Las estimaciones a nivel de la UE señalan que la cantidad anual de polvo de extinción agotado que debe ser tratado y eliminado asciende a 100 millones de kilogramos. PHOSave ayudará a combatir las actividades ilegales de eliminación o reutilización de polvo de extinción agotado que, actualmente, constituyen un problema en Europa».

Varias organizaciones internacionales relevantes en el campo de los fertilizantes, los productos agroquímicos y los retardantes de llama para el sector de los revestimientos de madera ya se han interesado en el proyecto. Además, impulsará la competitividad de las pymes y la creación de puestos de trabajo en el mercado de la gestión y la eliminación de residuos.

Palabras clave

PHOSave, fertilizante, ProPHOS, fosfato, extintor, retardante de llama, bioestimulante, gestión de residuos
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba