Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP6

TUBERCULOSIS CHINA — Resultado resumido

Project ID: 12166
Financiado con arreglo a: FP6-LIFESCIHEALTH
País: Francia

La UE y China colaboran para combatir la tuberculosis

Cada año se registran en China 500 000 casos nuevos de tuberculosis. Una proporción elevada de estos presentan resistencia a los fármacos empleados para tratar esta enfermedad.
La UE y China colaboran para combatir la tuberculosis
El uso generalizado de la tradicional vacuna BCG (bacilo de Calmette-Guérin) no ha bastado para erradicar la tuberculosis, sobre todo en aquellos países donde las terapias farmacológicas se han empleado de manera irregular o inadecuada. Recientemente se descubrió que una variedad concreta de la tuberculosis denominada «familia de Pekín» es la predominante en China.

Se trata de una cepa que se ha extendido por Asia y Europa del Este y cuya prevalencia es especialmente elevada en Rusia y países de la antigua Unión Soviética. La rápida propagación de la cepa de Pekín podría deberse al desarrollo de ciertas ventajas como la polifarmacorresistencia. Otra posible explicación es la rápida difusión, tras la migración de individuos infectados, de unas pocas bacterias bien adaptadas que presentaran la misma configuración genética.

El equipo del proyecto Tuberculosis China («La diversidad de las cepas de Mycobacterium tuberculosis en China: en busca de los orígenes de la propagación mundial del genotipo de Pekín polifarmacorresistente») llevó a cabo estudios epidemiológicos a gran escala para determinar los mecanismos por los que varían las distintas cepas de M. tuberculosis y se adaptan a los nuevos tratamientos o vacunas. Los socios europeos y chinos han diseñado un procedimiento de genotipado de gran calidad que permite analizar miles de cepas a un coste bajo.

Los investigadores recabaron datos sobre la situación respecto a la BCG, edad, sexo y otros parámetros clínicos de los pacientes. La finalidad de esto era identificar familias bacterianas y determinar su distribución geográfica por el país. Seguidamente los datos se compararon con las características de las cepas recogidas en otros países.

Los socios de este proyecto financiado con fondos europeos identificaron dos familias nuevas de cepas que representan la mayoría de aislados de China no pertenecientes a la familia de Pekín. El genotipo de cada una de las cepas nuevas se secuenciará en busca de dianas terapéuticas sobre las que actuar con un fármaco que surta un efecto terapéutico.

Tuberculosis China supuso una colaboración apasionante entre científicos europeos y chinos mediante la que intercambiaron de forma eficaz experiencias, metodologías e ideas con el fin de derrotar a un viejo enemigo.

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba