Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP6

SLIC — Resultado resumido

Project ID: 513771
Financiado con arreglo a: FP6-LIFESCIHEALTH
País: Suiza

Mejorar el diagnóstico de las bacterias responsables de las infecciones

Un equipo de investigadores financiado por la Unión Europea ha logrado mejorar la velocidad, fiabilidad y rentabilidad del diagnóstico de las infecciones bacterianas combinando dos tecnologías patentadas de diagnóstico molecular.
Mejorar el diagnóstico de las bacterias responsables de las infecciones
El diagnóstico molecular (MD) emplea mediciones de moléculas tales como proteínas, ácido desoxirribonucleico (ADN) o ácido ribonucleico (ARN) para identificar estados específicos de salud o enfermedad. El MD se utiliza con frecuencia para identificar las especies bacterianas presentes en una muestra determinada.

Los socios del proyecto SLIC se propusieron desarrollar un dispositivo biosensor basado en el MD capaz de realizar pruebas más rápidas, sencillas y eficaces y, por lo tanto, más asequibles para todo el mundo, incluidos los países en desarrollo.

Para ello se basaron en dos tecnologías patentadas: Riboseq y SLIC Nanobiosystem. Riboseq es una técnica basada en la diana universal de la genómica bacteriana que es el transcrito de ARN (tmRNA o ARN mensajero de transferencia) del gen SsrA, un gen muy conservado a lo largo de la evolución y presente en todos los genomas bacterianos conocidos.

Los científicos utilizaron la tecnología Riboseq para crear sondas de ADN de patógenos bacterianos, incluidas las cepas causantes de la neumonía, la gripe y la tuberculosis, que no necesitan amplificación.

A continuación integraron dichas sondas con el dispositivo SLIC Nanobiosystem, una plataforma biosensora basada en una membrana celular artificial en la que se inserta un canal iónico sintético dependiente de ligando (SLIC).

Los canales iónicos dependientes de ligandos son proteínas ubicadas en las membranas celulares que se abren en respuesta a la unión de ligandos específicos, moléculas que encajan con el sitio receptor del canal iónico como una cerradura y una llave.

Dicha apertura hace posible que los iones entren o salgan de la célula, un proceso importante en la señalización celular y que genera una pequeña corriente que se puede registrar.

En el SLIC de tecnología Riboseq, los científicos utilizaron una «molécula de captura» específica que se une a un analito (el componente de interés analítico de la muestra como, por ejemplo, una cepa bacteriana) determinado. La lectura positiva del test, indicadora de la presencia de una cepa bacteriana dada, se efectuó controlando la corriente inducida por la apertura del SLIC.

La identificación de microorganismos con la tecnología híbrida utilizada por el consorcio del proyecto SLIC abre excelentes perspectivas de lograr una herramienta potente que permita mejorar las pruebas de MD de enfermedades infecciosas importantes como las que afectan al sistema respiratorio superior.

La tecnología también podría encontrar aplicaciones en la detección de componentes relacionada con el bioterrorismo y presenta la ventaja de ser uno de los primeros dispositivos de ARN válido para pruebas en punto de atención disponible en el mercado.

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba