Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Motores para aeronaves ecológicos y rentables

Un grupo de investigadores financiado por la Unión Europea ha desarrollado conceptos de diseño para obtener motores de propulsión a reacción más eficientes y ecológicos. Su comercialización debería contribuir a frenar el cambio climático.
Motores para aeronaves ecológicos y rentables
Los aviones han revolucionado la forma de interactuar y hacer negocios de las personas. El tráfico aéreo aumenta y se espera que siga aumentando a una razón del 5 % anual aproximadamente. Por desgracia, las emisiones de las aeronaves también crecerán de forma alarmante a menos que se tomen medidas.

Las aeronaves y sus motores son fuentes importantes de los llamados gases de efecto invernadero (GEI), dióxido de carbono (CO2) y la familia de los óxidos de nitrógeno (llamados NOx para incluir el óxido y el dióxido de nitrógeno, NO y NO2 respectivamente). El efecto de las emisiones de las aeronaves es todavía más potente que las emisiones que tienen lugar a nivel del suelo, ya que se liberan directamente en la atmósfera, desde donde afectan al clima.

Un grupo de investigadores europeos decidió combatir las emisiones de las aeronaves mediante el rediseño del núcleo del motor de reacción, la parte central del motor a reacción donde se quema el combustible y se generan las emisiones. El núcleo del motor consta del compresor, que literalmente comprime el aire, el combustor, que lo mezcla con el combustible y lo enciende, y la turbina de alta presión que utiliza los gases calientes generados para propulsar el avión.

Gracias al proyecto NEWAC («Nuevos conceptos de núcleo de motor aeronáutico»), financiado por la Unión Europea, los investigadores se afanaron en desarrollar y validar nuevas configuraciones del núcleo con una mayor eficiencia térmica. El aumento del trabajo total obtenido por el motor en relación al consumo de combustible tiene la ventaja adicional de reducir las emisiones de CO2 y NOx.

Con el fin de reducir las emisiones de CO2, los investigadores estudiaron distintas opciones. Entre ellas se encontraba el aumento de la eficiencia térmica mediante la gestión del calor, el uso de componentes activos o adaptables para controlar el flujo del aire (Active clearance control o ACC) y el desarrollo de componentes del núcleo más eficientes.

El equipo trató de reducir las emisiones de NOx aplicando las técnicas mencionadas (y manteniendo la temperatura de combustión) y mediante la disminución de la temperatura de combustión, así como mediante innovaciones en la tecnología del combustor.

Para todos los conceptos se evaluó su impacto ambiental y económico. Como resultado, el consorcio identificó las tecnologías más prometedoras para obtener reactores propulsados de forma más ecológica y económica. Los conceptos del proyecto NEWAC pueden reducir de forma importante las emisiones de GEI que influyen de manera más importante en el calentamiento global.

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba