Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Kit de herramientas de análisis de riesgos de las nanopartículas

Las nanopartículas ya están presentes en numerosos productos y esto despierta inquietud en lo referente a la seguridad de los trabajadores en su lugar de trabajo, los consumidores y el medio ambiente. Un equipo de científicos financiado por la Unión Europea está desarrollando una plataforma integral de evaluación de riesgos destinada a aumentar la seguridad y la confianza del público.
Kit de herramientas de análisis de riesgos de las nanopartículas
A lo largo de los últimos cincuenta años, la nanotecnología y la manipulación de materiales a escala atómica se han ido convirtiendo en una importante industria en Europa y el resto del mundo. La nanotecnología está presente en productos que abarcan desde componentes aeroespaciales y satelitales hasta bienes de consumo o instrumental médico.

Teniendo en cuenta que la exposición a algunas nanopartículas artificiales (NEP) puede afectar negativamente a la salud, la evaluación de riesgos resulta esencial para garantizar la seguridad de los consumidores y del medio ambiente. En este contexto, un gran consorcio europeo de expertos en nanotoxicología puso en marcha el proyecto «Risk assessment of engineered nanoparticles» (ENPRA). Los científicos están estudiando los efectos de cuatro tipos de NEP: las de dióxido de titanio (TiO2), de óxido de zinc (ZnO) y de plata (Ag), así como los nanotubos de carbono de pared múltiple (MWCNT).

Durante la tercera fase del proyecto, los investigadores obtuvieron datos importantes sobre la reactividad y la durabilidad de las NEP en sustitutos de fluidos corporales y otros medios utilizados para las pruebas in vitro. Por otra parte finalizaron pruebas de toxicología in vitro, que incluyeron importantes ensayos de citotoxicidad en células epiteliales. Las diferencias de los resultados obtenidos entre los diferentes laboratorios y entre lotes de células pusieron de manifiesto la necesidad de establecer normas para los equipos, los procedimientos y las condiciones. Mediante estudios in vivo en modelos animales, los miembros del consorcio midieron y evaluaron la toxicidad en cinco tejidos diana: pulmonar, hepático, renal, cardiovascular y en desarrollo.

Por otra parte, empleando datos obtenidos mediante una colaboración con colegas de Estados Unidos, desarrollaron un modelo matemático de exposición a NEP en suspensión en el lugar de trabajo. Los científicos utilizaron un modelo farmacocinético desarrollado previamente para predecir la distribución de las ENP en diversos órganos y determinar los niveles de seguridad de la concentración de ENP en el aire. Los datos sobre las características físico-químicas y los datos sobre la relación entre dosis y respuesta de las ENP se incorporaron a un modelo de relaciones cuantitativas estructura-actividad (QSAR). Este modelo se aplicó a continuación a los datos experimentales obtenidos por los socios del proyecto. La caja de herramientas ENPRA incorpora los datos y modelos de exposición-dosis-respuesta mencionados con idea de desarrollar un amplio conjunto de herramientas de evaluación de riesgos.

Los resultados del proyecto facilitan una base de datos, herramientas estandarizadas y modelos matemáticos fundamentales para poder evaluar con precisión los riesgos de la exposición a las ENP seleccionadas. El marco de la evaluación del riesgo repercutirá positivamente en la seguridad de los trabajadores, los consumidores y el medio ambiente, así como en el desarrollo de las futuras normas y políticas reguladoras.

Información relacionada

Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba