Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

FP7

JUSTBRAIN — Resultado resumido

Project ID: 241861
Financiado con arreglo a: FP7-HEALTH
País: Suiza

La entrada de compuestos farmacéuticos al cerebro

Muchas enfermedades neurológicas se tratan con fármacos que deben penetrar en el cerebro. A través de un estudio europeo se adquirieron conocimientos fundamentales para mejorar la administración de fármacos al cerebro.
La entrada de compuestos farmacéuticos al cerebro
La barrera hematoencefálica (BHE) es una red vascular que forma una barrera física y química entre el cerebro y la circulación sanguínea. La BHE protege al cerebro de sustancias dañinas y mantiene su homeostasis. No obstante, también impide la administración de fármacos terapéuticos al sistema nervioso central y esto imposibilita el tratamiento de muchas enfermedades cerebrales, incluido el cáncer.

Hasta el momento, se han utilizado proteínas transmembrana específicas que cumplen la función de administrar eficazmente nutrientes desde la sangre al cerebro y de eliminar metabolitos tóxicos. Las últimas pruebas han demostrado que entre las células endoteliales de la BHE existen uniones ocluyentes.

En base a esto, el proyecto financiado por la Unión Europea «Blood-brain barrier junctions as targets for paracellular drug delivery to the brain» (JUSTBRAIN) desarrolló estrategias para abrir provisionalmente las uniones ocluyentes de la BHE. Las estrategias se dirigieron a las proteínas de las uniones ocluyentes, y se intentó facilitar la administración controlada y segura de los fármacos al cerebro.

Para definir los blancos de acción adecuados, el consorcio primero estudió la composición molecular de las uniones ocluyentes de BHE en cerebros sanos y enfermos. Se trabajó con muestras de seres humanos y tejidos de diferentes modelos de ratones con trastornos neurológicos tales como la enfermedad de Alzheimer, ictus y esclerosis múltiple. A pesar de la compleja estructura molecular de las uniones ocluyentes de la BHE, en la mayoría de los casos la ausencia de una molécula no repercute sobre la integridad de la unión.

Sin embargo, se encontraron tres genes (CCM1, 2 y 3) que resultaron críticos para la maduración y el mantenimiento de las células endoteliales en el cerebro. Además, encontraron que la vía de señalización Wnt interviene en el sistema vascular del cerebro, y cuando se manipula la vía se abren las uniones ocluyentes de la BHE.

La estrategia de utilizar fármacos dirigidos hacia la vía de señalización Wnt puede servir para aumentar temporalmente la permeabilidad de la BHE. La aplicación de esta estrategia abrirá nuevos caminos para el tratamiento de enfermedades neurológicas.

Información relacionada

Palabras clave

Enfermedades neuronales, administración de fármacos, barrera hematoencefálica, uniones ocluyentes, señalización Wnt
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba