Servicio de Información Comunitario sobre Investigación y Desarrollo - CORDIS

Hacia una mejor salud reproductiva

Hoy en día en muchos países pobres el porcentaje de la población femenina con una salud reproductiva deficiente es elevado. Un estudio financiado por la UE se realizó con el cometido de poner fin a esta situación ofreciendo mejores servicios sanitarios y estrategias de intervención para las regiones afectadas por esta situación.
Hacia una mejor salud reproductiva
Las enfermedades asociadas a la salud sexual y reproductiva (SSR) representan cerca del 20 % de los problemas de salud de la población femenina de todo el mundo. Las mujeres de los países en desarrollo corren un mayor riesgo de contraer enfermedades de la SSR como el VIH. Esto implica que su nivel de exposición a infecciones es mayor y responde a que la accesibilidad a los servicios sanitarios es limitada.

El proyecto DIFFER (Diagonal interventions to fast-forward enhanced reproductive health), financiado por la UE, trabajó para ampliar la variedad de servicios relacionados con la SSR que se prestan en dichos países. DIFFER se centró sobre todo en las trabajadoras del sexo y en la población femenina que recibe asistencia en centros sanitarios de India, Kenia, Mozambique y Sudáfrica.

Después de llevar a cabo análisis situacionales y políticos en profundidad, junto con una revisión de las publicaciones sobre la integración de servicios de alto riesgo en el marco de la SSR, los investigadores participantes describieron el entorno de las políticas nacionales tanto en dicho ámbito sanitario como en el caso específico de la trabajadoras del sexo. Asimismo, gracias a la realización de encuestas, debates de grupos focales y entrevistas con trabajadoras del sexo, se lograron identificar las fortalezas y las debilidades de los servicios de SSR.

DIFFER desarrolló un paquete de intervención genérico que se adaptó con el objetivo de diseñar cuatro planes de intervención concreta para cuatro países, dirigidos a abordar la movilización de la comunidad de trabajadoras del sexo, el acceso igualitario a servicios de SSR mejorados y la coordinación más eficaz entre servicios sanitarios generales y concretos.

Estas intervenciones específicas de país se iniciaron con éxito durante el tercer año del proyecto. Por otro lado, se pusieron en marcha diversos comités asesores de políticas locales y comunitarias, y se celebraron reuniones y talleres periódicos entre partes interesadas, con el objeto de garantizar que las conclusiones obtenidas a partir de los trabajos de investigación se tradujeran en la creación de políticas.

Dado que la India está muy por delante de los países africanos en lo que se refiere a la movilización de las necesidades de dicho colectivo de mujeres, se adoptaron medidas como el desarrollo de las capacidades en la India y visitas de intercambio a África.

Los análisis revelaron una mayor aceptación del servicio entre las trabajadoras del sexo, y que el contacto directo con la comunidad es importante para el éxito. Además, observaron una mejora en el empoderamiento de dichas trabajadoras y en la equidad de acceso a los servicios. Sin embargo, el respaldo del gobierno, la política de apoyo y la financiación son fundamentales para asegurar la sostenibilidad de tales intervenciones.

Los modelos de intervención de DIFFER han proporcionado una valiosa base de conocimientos para los responsables políticos. En definitiva, la aplicación de políticas y directrices más eficaces que faciliten un acceso igualitario a servicios de SSR de mayor calidad afectará de forma positiva a la salud de las mujeres.

Información relacionada

Palabras clave

Estrategia de intervención, salud sexual y reproductiva, DIFFER, entorno normativo, adopción de servicios
Síganos en: RSS Facebook Twitter YouTube Gestionado por la Oficina de Publicaciones de la UE Arriba