Skip to main content

Article Category

Article available in the folowing languages:

Software de imagen para personalizar la informática

La educación es un criterio importante de ascenso y prosperidad. Sin embargo, más de la mitad de la población mundial recibe una educación que se puede calificar de escasa o inexistente. Ahora, TOPILOT, programa innovador de autoenseñanza, aporta una respuesta sugerente a un sector de la población con toda probabilidad muy sensible a la oferta del servicio.

Economía digital

El programa TOPILOT supone la solución idónea para trabajadores migrantes y trabajadores itinerantes tales como la gente del circo o de la feria, e hijos de familias menos favorecidas que, por motivos geográficos o económicos, con frecuencia tienen difícil el acceso a recursos educativos corrientes. TOPILOT se basa en la tecnología CD-I. Este recurso de teleenseñanza, que va dirigido a alumnos con edades comprendidas entre los tres y los 19 años, funciona de la manera siguiente: los estudiantes van utilizando el módulo de interfaz CD-I a lo largo del curso. Este módulo, que viene suministrado con un manual, juegos y rompecabezas, contiene sencillos gráficos animados con fines ilustrativos. Toda la información del curso se basa en el CD-I y el acceso a cada curso se realizará exclusivamente por medio de un código que comunicará el tutor una vez que el alumno haya finalizado los cursillos anteriores. El método de CD-I se apoya en gran medida en la comunicación alumno-tutor que pasa por la moderna tecnología de telefonía, Internet y correo electrónico. En su caso, el estudiante accede a la interfaz de CD-I para recibir a distancia comentarios u orientación de un pedagogo especialista, o para transmitirle consultas, sin necesidad de comunicación o acceso exterior adicional. Así pues, el CD-I no requiere más material especializado que el suministrado con TOPILOT. Para transmitir exámenes o solicitar orientación al tutor, basta con que el alumno conecte el dispositivo CD-I a cualquier teléfono disponible y marque un número gratuito que le redirigirá al servidor CD-I. Al no ser necesario transferir en línea archivos voluminosos, el tiempo de conexión es mínimo. Además, toda la información transmitida entre alumno y tutor se va almacenando en el servidor CD-I hasta que uno u otro esté dispuesto a aceptarla. De esta forma, cada alumno tiene la posibilidad de mantener su propio ritmo sin que se trastorne un estilo de vida ya de por sí complicado. En la interacción con el tutor y el apoyo parental están dos factores clave de TOPILOT, elementos determinantes de motivación para el alumno. El CD-I pone los medios para la transferencia de los recursos educativos, mientras el alumno pone, como siempre, trabajo, dedicación y compromiso. TOPILOT va dirigido, no sólo a las familias nómadas, sino a cuantos tienen interés por ampliar el acceso al aprendizaje y enseñanza. Enlace de interés: http://www.edm-topilot.luc.ac.be/

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación