Skip to main content

SELF-BOUYANT PRECAST CONCRETE FOUNDATION FOR THE CRANELESS INSTALLATION OF COMPLETE OFFSHORE WIND TURBINES: FULL SCALE OFFSHORE PROTOTYPE

Article Category

Article available in the folowing languages:

Introducción de cimientos flotantes en la energía eólica marítima

La energía eólica marítima atesora grandísimas posibilidades, pero la instalación de las turbinas necesarias entraña una gran dificultad. Gracias a fondos de la Unión Europea, la pyme Esteyco ha construido unos cimientos de hormigón flotantes que abaratan los costes de construcción e instalación.

Energía

La eólica es una de las formas de energía renovable que ofrecen mayor estabilidad, y por ello se está afianzando como elemento esencial del sistema energético de Europa. El uso de turbinas en altamar, y no en tierra firme, presenta una serie de ventajas claras. La UE ayuda a impulsar la prosperidad de este sector y viene apoyando la innovación por parte de pymes como la española Esteyco. En el marco de su proyecto ELISA, financiado con fondos europeos y finalizado en mayo de 2017, esta empresa ha creado unos cimientos de hormigón fáciles de instalar que están pensados para una novedoso prototipo de aerogenerador para altamar. «Los aerogeneradores marítimos suelen ofrecer mayor eficiencia que los instalados en tierra, porque en altamar suelen ser más constantes la velocidad y la dirección del viento. Por esa razón se necesitan menos aerogeneradores para obtener la misma cantidad de electricidad —explicó José Serna, director de tecnología de Esteyco y coordinador de ELISA—. Además, los generadores marítimos no son tan visibles ni imponen ninguna limitación al uso del suelo». Pero la instalación de los aerogeneradores (o turbinas eólicas) en altamar comporta dificultades tecnológicas mayúsculas. Hasta ahora se han necesitado para ello buques de transporte pesado, que son escasos. Con ellos se instalan los cimientos sobre el lecho marino y se izan y colocan los elementos de la turbina y la torre. La operación es especialmente compleja cuando la profundidad del agua es superior a 45 metros, en cuyo caso se requieren pesados cimientos de acero. Esteyco propone una torre telescópica y unos cimientos que se instalan solos. Con ellos, por primera vez se podrán instalar en altamar los cimientos, las torres y las turbinas sin necesidad de grúas. Aquí entra en juego un sistema de cimientos flotantes que lleva integrada una torre telescópica con capacidad de autoizado. El sistema se puede montar por completo en puerto. Gracias a su configuración telescópica, la torre reduce el centro de gravedad durante el transporte por remolcado (los elementos flotan). De ese modo, la plataforma que sirve como cimientos en el fondo sirve provisionalmente como barcaza. Una vez se lastra la plataforma para que se deposite sobre el lecho marino, la torre se puede izar e instalar mediante cables y gatos hidráulicos convencionales. «Es un sistema excelente para la próxima generación de aerogeneradores marítimos. Se basa en equipo convencional y de fácil obtención, por lo que es sencillo ajustar la escala de la tecnología», destacó Serna. Desde el proyecto ELISA se financió la labor de diseño exhaustivo y la construcción de los cimientos flotantes de hormigón destinados a la nueva tecnología de torres eólicas marítimas de Esteyco. Ello se enmarcó en la construcción en las islas Canarias de un prototipo a escala real de 5 MW. El proyecto se dedicó a la base de la torre y al tramo del fondo, todo lo cual se ha sometido a ensayos completos y está ya homologado. La capacidad de flotación se ha validado por medio de una serie de ensayos. Para transportar estas nuevas turbinas hasta su localización en altamar se necesitan solamente remolcadores de puerto convencionales (con una potencia de tracción de sesenta toneladas). Además, los costes de mantenimiento se reducen al utilizarse una base prefabricada de hormigón en lugar de una base de acero, que tendría que sustituirse cada cinco años. «Calculamos que con nuestro nuevo diseño se reducen en más de un 30 % los costes totales de construcción e instalación —aseguró Serna—, lo que previsiblemente favorecerá un mayor uso de la energía eólica marítima». El prototipo mencionado entrará en servicio a más tardar en junio de 2018, cuando pasará a ser el primer aerogenerador marítimo fijado al fondo marino que se haya instalado sin buques de carga pesada. Entretanto, ya se proyectan variantes de 8 y 12 MW. Esteyco prosigue los trabajos de desarrollo y aspira a encontrar socios comerciales que la ayuden a comercializar su nuevo diseño de turbina. De hecho, Serna confirmó que varias empresas ya les han comunicado su interés.

Palabras clave

ELISA, Esteyco, energía eólica marítima, diseño de aerogeneradores, cimiento flotante

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación