Skip to main content

Article Category

Article available in the folowing languages:

Perfeccionar la obtención de imágenes para tener una idea más clara de los planetas distantes

Detectar exoplanetas es difícil porque tienden a ser cegados por la luz de las estrellas. Ahora unas nuevas técnicas perfeccionadas de obtención de imágenes podrían dar a los astrónomos información más clara de estos mundos distantes.

Espacio

La vida en la Tierra es posible por varios motivos, entre ellos porque nuestra distancia respecto del Sol asegura que el agua líquida pueda fluir. Los planetas distantes que orbitan sus soles dentro de «zonas habitables» similares han cautivado durante mucho tiempo la imaginación del público, manteniendo la esperanza de que exista vida exterior en algún lugar. A menudo, depende de los astrónomos hacernos mantener los pies en el suelo. «La idea de que el agua líquida es necesaria para que exista vida se basa principalmente en lo que conocemos de la vida aquí en la Tierra», señala el coordinador del proyecto Exoplanet Finder, Pierre Baudoz, astrónomo del Observatorio de París en Francia. Añade que los planetas que orbitan otras estrellas (exoplanetas) son extremadamente difíciles de encontrar. Hasta la fecha, la mayoría de los exoplanetas han sido descubiertos midiendo el movimiento de la estrella inducido por el planeta, o el oscurecimiento de la luz cuando un planeta pasa por delante de una estrella. «Se han detectado miles de exoplanetas de esta manera», agrega Baudoz. El problema de estas técnicas es que la luz recibida de la estrella se mezcla con la luz del planeta. Además, la luz de las estrellas es mucho más brillante que la de los planetas, incluso de los más grandes. Baudoz compara la captura de imágenes de estos planetas con tratar de mirar a través de los deslumbrantes faros de un coche por la noche. Para entender mejor estos distantes exoplanetas, los científicos necesitan separar estas fuentes de luz.

Ver la luz

El proyecto Exoplanet Finder se puso en marcha con el objetivo de perfeccionar las técnicas actuales de captura de imágenes. Esta investigación se llevó a cabo con el apoyo del programa Acciones Marie Skłodowska-Curie. «El Telescopio Muy Grande (Very Large Telescope, VLT) de Europa ha capturado con éxito imágenes de docenas de exoplanetas, utilizando una tecnología increíblemente sofisticada», explica Baudoz. Los coronógrafos, por ejemplo, son instrumentos ópticos diseñados para bloquear la luz de las estrellas y, así, dejar pasar la luz de los planetas. También permiten a los científicos estudiar las propiedades físicas y químicas de las atmósferas exoplanetarias. Los coronógrafos, sin embargo, no pueden bloquear toda la luz de las estrellas, en parte porque la turbulencia atmosférica de la Tierra tiende a dispersar esta luz. Baudoz, junto con la investigadora posdoctoral del proyecto, Garima Singh, se centró en el desarrollo de nuevas técnicas para abordar este desafío específico, mediante la corrección de los defectos causados por la turbulencia atmosférica.

Una imagen más nítida

El equipo de Baudoz y Singh utilizó un banco de pruebas en el Observatorio de París para demostrar cómo las anomalías causadas por la turbulencia atmosférica podían detectarse con gran precisión y abordarse. En la práctica, este método podría permitir en última instancia que instrumentos altamente sensibles detecten exoplanetas, con menos brillo que nunca antes. Baudoz señala: «Este avance podría ayudar a los astrónomos a encontrar planetas jóvenes y gigantes en otros sistemas solares. Aunque los planetas gigantes en general contienen principalmente gases, quizás haya lunas rocosas que puedan albergar vida». El proyecto Exoplanet Finder es una pieza de un gran rompecabezas, que ayuda a impulsar la astronomía europea. «La astronomía es un proceso gradual», añade. Por esta razón, el equipo se concentra, por el momento, en tratar de detectar exoplanetas jóvenes y gigantes. «El objetivo es continuar desarrollando y perfeccionando la tecnología, hasta el punto de que quizás seamos capaces de identificar planetas similares a la Tierra que orbitan otras estrellas». Los progresos logrados en este proyecto se utilizarán para desarrollar herramientas de nueva generación en el Telescopio Extremadamente Grande (Extremely Large Telescope, ELT) europeo, actualmente en construcción. Un espejo de 40 metros instalado en el ELT permitirá a los astrónomos estudiar las atmósferas de los planetas extrasolares. Está previsto que la construcción finalice entre 2025 y 2026.

Palabras clave

Exoplanet Finder, astrónomos, estrellas, luz de las estrellas, exoplanetas, coronógrafos, ELT

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación