Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

TENDENCIAS CIENTÍFICAS: ¿Quiénes son más inteligentes: los científicos aeroespaciales o los neurocirujanos?

La ciencia investiga la batalla de la inteligencia.

Investigación fundamental

En inglés, las expresiones «it’s not rocket science» e «it’s not brain surgery» —que literalmente significan «no es ciencia aeroespacial» y «no es neurocirugía», respectivamente— se utilizan casi indistintamente para decir que algo no es muy difícil de hacer o de entender. ¿Cuál de las dos se ajusta más a la realidad? Y, lo que es más importante, ¿quiénes deberían ser coronados los reyes de la inteligencia, los científicos aeroespaciales o los neurocirujanos? Un equipo de investigación dirigido por la doctora Inga Usher, neurocientífica del University College de Londres, se propuso responder a estas preguntas. Los resultados de su estudio publicados en «The BMJ» son realmente muy alentadores para el resto de los mortales, pero hablaremos de ello más adelante. «El objetivo principal de nuestro estudio era zanjar este debate de una vez por todas y proporcionar a los científicos aeroespaciales y a los neurocirujanos pruebas para que puedan mantener su autoestima cuando se encuentren en compañía de la otra parte», escribieron los autores.

¿Quién ostenta la ventaja intelectual?

Los investigadores realizaron pruebas de inteligencia en línea a 329 ingenieros aeroespaciales y 72 neurocirujanos. Compararon y analizaron las capacidades de los encuestados en la resolución de problemas, incluida la planificación y el razonamiento, la memoria de trabajo, la atención y las destrezas de procesamiento de emociones. El equipo de investigadores descubrió que los neurocirujanos y los científicos aeroespaciales estaban casi igualados. Sin embargo, difieren en dos aspectos: los ingenieros aeroespaciales mostraron mejores capacidades de atención y de manipulación mental, como la rotación mental de imágenes de objetos, mientras que los neurocirujanos fueron mejores en la resolución de problemas semánticos, como la definición de palabras raras. Por lo visto, ambos no son tan inteligentes como se creía. Los resultados de las pruebas realizadas a 18 257 personas de la población general revelaron que este grupo no difería mucho de los ingenieros aeroespaciales y los neurocirujanos. «En comparación con la población general, los ingenieros aeroespaciales no mostraron diferencias significativas en ningún ámbito —afirmaron los autores—. Los neurocirujanos eran capaces de resolver problemas más rápidamente que la población general, pero mostraron una velocidad de memoria más lenta».

¿Son ciertas estas expresiones inglesas?

¿Por qué en inglés se menciona a los neurocirujanos y a los científicos aeroespaciales cuando se quiere hacer referencia al nivel de inteligencia? Según el estudio, la expresión «it’s not rocket science» se originó probablemente en los años cincuenta del siglo pasado, cuando los científicos aeroespaciales alemanes llegaron a los Estados Unidos para contribuir al incipiente programa espacial y el diseño de cohetes militares. No obstante, el origen de «it’s not brain surgery» no está tan claro. Entonces, ¿qué expresión se debe utilizar a partir de ahora? Los investigadores del proyecto sugirieron que se deje de decir «it’s not rocket science» para expresar que algo no es especialmente difícil. «En situaciones que no requieren una resolución rápida de problemas, podría ser más correcto utilizar la expresión “it’s not brain surgery”». ¿No se habrá reconocido en demasía a los neurocirujanos y a los científicos aeroespaciales durante todo este tiempo? «Es posible que se haya puesto en un pedestal a neurocirujanos e ingenieros aeroespaciales sin necesidad alguna, y que fuera más apropiado utilizar la expresión “es pan comido” u otra frase no relacionada con ninguna profesión —concluyeron los autores del estudio—. Puede que otras profesiones sí merezcan ese reconocimiento, y el trabajo futuro debería tener como objetivo determinar el grupo que más lo merece». «Esencialmente, lo que creemos que demuestra es que todo el mundo tiene una serie de capacidades; algunas personas son mejores en algunas cosas y otras personas son mejores en otras cosas, y es muy difícil ser mejor en todo en general», afirmó el coautor del estudio, Aswin Chari, a «The Guardian».

Palabras clave

científico aeroespacial, neurocirujano, inteligente, ciencia aeroespacial, neurocirugía, ingeniero aeroespacial, inteligencia