Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Promoción de los efectos positivos de la nutrición sobre la salud

El proyecto financiado con fondos europeos BIOCLAIMS está desarrollando maneras de confirmar los efectos beneficiosos de los alimentos, lo cual podría facilitar que las empresas alimentarias realicen declaraciones de propiedades saludables.

Cada alimento nutritivo supone un factor esencial para vivir con salud y, para que el consumidor pueda tomar decisiones con conocimiento de causa, debe contar con información sobre aquello que compra. Hasta ahora, el enfoque se ha centrado a este respecto en alertar al consumidor de las consecuencias negativas de incluir demasiada grasa, azúcar y sal en su dieta, habiéndose prestado mucha menos atención a concienciarle sobre las propiedades funcionales de diversos nutrientes. En consecuencia, las empresas alimentarias han experimentado dificultades a la hora de realizar reivindicaciones sobre las propiedades saludables de sus productos. El proyecto BIOCLAIMS aspira a poner remedio a esta situación, y para ello pretende identificar biomarcadores positivos nuevos, es decir, indicadores de condiciones biológicas beneficiosas, como la reducción de la tensión arterial, que puedan servir para medir los efectos de la nutrición sobre la salud. Tales biomarcadores podrían servir a las empresas alimentarias para hacer nuevas declaraciones de propiedades saludables y comercializar sus productos de forma consecuente, además de proporcionar al consumidor información nutricional clara y comprensible. Así pues, este proyecto está llamado a generar importantes consecuencias para la economía y la sociedad. El interés por los alimentos funcionales beneficiosos para la salud no hace sino aumentar. Entretanto, los consumidores están mejor informados que nunca acerca de temas de nutrición. Por otro lado, las enfermedades debidas a deficiencias nutricionales siguen suponiendo una pesada carga para los sistemas sanitarios europeos. Buena parte de las enfermedades no transmisibles (como las cardiovasculares y el cáncer, principales causas de defunción en el continente) se deben, al menos en parte, al hecho de seguir una dieta deficiente, a tener sobrepeso o a padecer obesidad. El punto de partida de este proyecto consistió en examinar los biomarcadores desde un punto de vista distinto al habitual. Los biomarcadores que gozan de mayor aceptación suelen medir condiciones negativas, como la presencia de enfermedades o de daño a tejidos, y no indicadores de mejoras de la salud. BIOCLAIMS está desarrollando nuevos «biomarcadores de buena salud» cuantificando los mecanismos biológicos necesarios para mantener un estado de salud estable (llamado homeostasis). Tales mecanismos se están estudiando mediante una serie de intervenciones alimentarias en modelos animales y humanos. En este proceso se tienen en cuenta las diferencias entre los dos sexos. El resultado último será una serie de mediciones que se habrán evaluado plenamente por cuanto se refiere a su aplicación práctica a la nutrición humana. Asimismo, este proyecto allana el camino hacia la posibilidad de la nutrición personalizada. La nutrigenómica, que es la base de BIOCLAIMS, conjuga el estudio de la nutrición con el de la genética y podría modificar radicalmente nuestra perspectiva de las relaciones que existen entre la nutrición y la salud. Así, sería posible ajustar los consejos nutricionales a las necesidades concretas de cada individuo. Ofrecer consejos nutricionales personalizados, en lugar de indicaciones genéricas para todo el mundo, podría resultar más eficaz en cuanto a modificar las costumbres dietéticas e incluso transformar la relación que mantienen las personas con los alimentos que consumen. Los ensayos se encuentran ya muy avanzados. En el marco de una investigación en curso en la Universidad de Warwick (Reino Unido), se están estudiando las propiedades de ciertos suplementos (como el sulforafano y la quercetina) que contienen compuestos fitoquímicos (producidos de forma natural por vegetales) con vistas a reducir el riesgo de desarrollar diabetes y cardiopatías. Ya se ha descubierto que el sulforafano y la quercetina de origen vegetal estimulan la producción de determinada proteína que rige la expresión celular de multitud de genes protectores del organismo humano. El proyecto BIOCLAIMS cuenta con la participación de once instituciones de siete países europeos. Se inició en 2010 y está programado hasta 2015. Para más información, consulte: BIOCLAIMS http://bioclaims.uib.eu/

Países

España

Artículos conexos