Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Científicos suecos desentrañan el mecanismo de división celular de un microorganismo acidófilo

Un equipo de científicos suecos ha descubierto un nuevo mecanismo de división celular en un microorganismo acidófilo. Sus descubrimientos, que se han publicado en Internet en la revista PNAS, podrían resultar muy relevantes para el estudio de la biología celular y la evolución...

Un equipo de científicos suecos ha descubierto un nuevo mecanismo de división celular en un microorganismo acidófilo. Sus descubrimientos, que se han publicado en Internet en la revista PNAS, podrían resultar muy relevantes para el estudio de la biología celular y la evolución de la vida en la Tierra. Aunque los mecanismos de división celular de las bacterias y otras formas de vida se han estudiado a fondo, hasta ahora no se habían identificado los componentes implicados en la división celular de los organismos unicelulares extremófilos del reino Crenarchaeota, los más abundantes en los ecosistemas marinos. El profesor Rolf Bernander y sus colegas de la Universidad de Uppsala (Suecia) identificaron los principales procesos que intervienen en la división celular del Sulfolobus acidocaldarius, un organismo unicelular descubierto en una fuente caliente del Parque Nacional de Yellowstone (Estados Unidos). Las condiciones óptimas para el crecimiento del S. acidocaldarius son las de un medio ácido a 80°C, lo que lo convierte en un objeto de estudio interesante en varios campos científicos. El reino Crenarchaeota pertenece al dominio Archaea, cuya evolución y características bioquímicas se consideran radicalmente distintas a la de otras formas de vida. Sin embargo, se han realizado estudios de laboratorio de muy pocos de los Archaea, mientras que sí se conocen a fondo las eucariotas y el proceso de división celular propio de estos animales, plantas, hongos y protistas con núcleo celular. Dicho proceso consiste en la separación de cromosomas duplicados mediante movimientos controlados por microtúbulos. Este estudio describe las estructuras que se forman en el interior de las células del S. acidocaldarius durante la segregación y la división, y muestra que ciertos aspectos que rigen este proceso de división celular se asemejan a los de las eucariotas. Las similitudes que descubrieron los científicos sugieren un origen evolutivo común que ha dado lugar a formas de vida radicalmente distintas. Los científicos demostraron que el complejo de tres genes Cdv forma parte de la maquinaria de división celular del organismo unicelular S. acidocaldarius y que se activa inmediatamente antes de que comience el proceso. Los productos proteínicos de estos genes (proteínas Cdv) forman un anillo en el medio de la célula entre los cromosomas recién segregados y van estrangulándola hasta dar lugar a dos células hijas. Según palabras del profesor Bernander, «es la primera vez en décadas que se descubre un nuevo mecanismo de división celular, y los productos génicos no muestran similitud alguna con las proteínas implicadas en la división celular que se conocían». La maquinaria de división celular que se ha descubierto no se parece a las propias de las bacterias o las eucariotas; sin embargo, dos de las proteínas Cdv implicadas presentan similitudes con el «complejo ESCRT III» de las eucariotas. Este complejo de clasificación es parte de la maquinaria de clasificación de proteínas que interviene en la gemación y juega un papel importante en la formación de vesículas dentro de la célula, así como en la gemación del virus VIH-1. Según los resultados del estudio, «las analogías que se han observado entre el sistema Cdv y el complejo ESCRT-III de las eucariotas resultan reveladoras y sugieren un origen común». Estos hallazgos aportan nuevos datos para el estudio de la biología celular del reino Crenarchaeota y amplían el conocimiento de los procesos celulares clave que tienen lugar en los organismos superiores. El hecho de encontrar similitudes en la evolución de los procesos de división celular de estos dominios supone una revelación fascinante sobre el origen de la vida en medios a altas temperaturas en la Tierra primitiva. El profesor Bernander afirma que este descubrimiento es relevante para la búsqueda de vida en medios extremos en otros planetas.

Países

Suecia