Skip to main content

GENDer equality in the ERA Community To Innovate policy implementatiON

Article Category

Article available in the folowing languages:

Apoyar las políticas de la Unión Europea para lograr la igualdad de género en la investigación y la innovación

El equipo del proyecto GENDERACTION, financiado con fondos europeos, ha desarrollado una serie de actividades de apoyo a las políticas y recomendaciones políticas para abordar los problemas de desigualdad de género en la investigación y la innovación (I+i) a nivel nacional y de la Unión Europea (UE).

Sociedad

Si bien casi la mitad de los titulados a nivel de doctorado en la UE son mujeres, persisten las disparidades en ciertas disciplinas. Lo más destacado es que muy pocas mujeres tituladas siguen carreras en investigación e innovación. «El porcentaje de mujeres entre los investigadores en la UE está justo por debajo del 33 %», señala Marcela Linkova, coordinadora del proyecto GENDERACTION (GENDer equality in the ERA Community To Innovate policy implementatiON) y directora del Centro de Género y Ciencia en el Instituto de Sociología de la Academia Checa de Ciencias. «Los hombres también tienen el doble de probabilidades de ocupar cátedras completas que las mujeres. En lo que respecta a los puestos directivos, las mujeres representan menos del 24 % de los directores de las instituciones de educación superior. Vemos avances positivos, pero el cambio es lento». El mundo académico tiende a ser jerárquico y muchos sesgos están profundamente arraigados, lo que puede comprometer la meritocracia. Además, cuando la dimensión de género en el contenido de la I+i no se tiene debidamente en cuenta, puede originar investigaciones sesgadas y poco sólidas que no respondan a las necesidades de todos.

La importancia de las políticas

El proyecto GENDERACTION se puso en marcha como reconocimiento de la importancia de la formulación de políticas para lograr el progreso de la igualdad de género. Linkova afirma: «Las políticas establecen el marco. Nuestro objetivo era crear una red europea de responsables políticos para coordinar políticas, defender la igualdad de género e intercambiar buenas prácticas. Uno de los beneficios fue que, al hacerlo, también construimos una comunidad de colegas con quienes compartir los desafíos, porque trabajar para promover la igualdad de género puede ser todo un reto». El equipo del proyecto trabajó para apoyar el cambio estructural en los Estados miembros a través de planes de igualdad de género. El equipo estudió los planes de acción y las estrategias nacionales definidos por los Estados miembros en el contexto de las prioridades del Espacio Europeo de Investigación y revisó los tipos de indicadores utilizados para medir el progreso hacia la igualdad de género. Esto le permitió demostrar que se debe prestar mucha atención a la elección de los indicadores. El uso de un indicador específico, como la proporción de mujeres entre los catedráticos, no es suficiente por sí solo para captar la realidad de la igualdad de género en la investigación. Otra tarea importante para el equipo del proyecto fue ofrecer asesoramiento político. Gran parte de este asesoramiento se centró principalmente en Horizonte Europa, el programa clave de financiación de la UE para la I+i. Las recomendaciones incluyen fomentar los enfoques intersectoriales para la igualdad de género y abordar el análisis de sexo y género en la investigación. «Publicamos una serie de informes políticos que la Comisión Europea reconoció como una contribución esencial a la igualdad de género en el Espacio Europeo de Investigación», comenta Linkova. «Esto nos enorgullece mucho. También abrimos nuevas áreas, como la igualdad de género en la cooperación internacional en ciencia, tecnología e innovación. Todos estos consejos ahora están disponibles en nuestro https://genderaction.eu/policy-advice/gender-equality-in-era/ (sitio web)».

Priorizar la igualdad de género

El proyecto GENDERACTION ya ha ayudado a remodelar la forma en que se aborda la desigualdad de género en la investigación. El trabajo del equipo del proyecto contribuyó al borrador inicial de la Declaración de Liubliana, un reconocimiento de la incorporación de las cuestiones de género y la igualdad de género que ha sido respaldado por treinta y seis países, incluidos veinticinco Estados miembros, así como por la Comisión Europea. Linkova señala: «La Declaración es un gran logro de la presidencia eslovena del Consejo de la UE y establece las prioridades para la igualdad de género en I+i para los próximos años. Nuestro asesoramiento político también se ha utilizado en la negociación de Horizonte Europa, así como en la nueva agenda política del Espacio Europeo de Investigación que se acaba de adoptar». Mientras tanto, la red de políticas establecida por el proyecto continuará debatiendo y utilizando las recomendaciones del proyecto a nivel nacional. «Dejamos claro que tener una red de políticas en Europa para promover la igualdad de género en I+i puede ser una forma muy eficiente de lograr avances», dice Linkova. «Lo único que nos queda es asegurarnos de que seguimos avanzando».

Palabras clave

GENDERACTION, género, cátedras, sesgos, mujeres, mundo académico, doctorado, Declaración de Liubliana, política, apoyo, I+i, planes de igualdad de género

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación