Skip to main content

Development of a combined Influenza/SARS vaccine

Article Category

Article available in the folowing languages:

Una vacuna quimérica contra la gripe y el SRAS

Las técnicas de biología molecular más recientes han facilitado el desarrollo de vacunas virales basadas en ADN, gracias a las cuales determinados epítopos virales se expresan después de la vacunación. Utilizando esta tecnología, un equipo de científicos financiado por la Unión Europea ha desarrollado una vacuna contra el SRAS que se administra mediante un vector basado en el virus de la gripe.

Cambio climático y medio ambiente

El virus del síndrome respiratorio agudo severo o SRAS se identificó en 2003 después de que provocara una gran epidemia que se inició en China y se extendió por todo el mundo. La neumonía inducida por el virus del SRAS puede causar una insuficiencia respiratoria grave, lo que desató una carrera a escala internacional para desarrollar una vacuna contra dicha enfermedad. En este contexto, los socios del proyecto SARS/FLU Vaccine («Desarrollo de una vacuna combinada SRAS/gripe») se propusieron desarrollar un vector basado en la replicación del virus de la gripe mutante de deleción del gen NS1 (virus delNS1) para administrar antígenos del coronavirus asociado al SRAS. En el vector basado en el virus de la gripe diseñado por los investigadores del proyecto se suprimió el gen de la proteína no estructural 1 (NS1) que funciona como un antagonista del interferón (INF) y que el virus utiliza normalmente para desactivar las respuestas inmunitarias mediadas por IFN de las células hospedadoras infectadas por el virus. Al desarrollar un vacuna quimérica delNS1 contra el SRAS/gripe, los científicos esperaban obtener una buena respuesta inmune por la vía del interferón. Gracias a un planteamiento basado en la bioinformática, los miembros del consorcio lograron predecir los antígenos apropiados de SRAS que expresaría el vector delNS1. Posteriormente validaron, tanto in vitro como in vivo, el potencial inmunogénico de los antígenos seleccionados, así como los epítopos antigénicos responsables de la activación de la inmunidad de las células T y B. La información relativa a la seguridad, la estabilidad y la eficacia de la expresión de los epítopos, junto con los datos preclínicos positivos obtenidos a lo largo del proyecto, hacen concebir esperanzas sobre la estrategia de vacunación con la vacuna delNS1/SRAS. El siguiente paso para los miembros del consorcio consistirá en probar su eficacia en ensayos clínicos.

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación