Skip to main content

Shifting Dynamics of Chinese Labour in a Global Perspective

Article Category

Article available in the folowing languages:

Los derechos de los trabajadores chinos también nos afectan

Una investigación financiada con fondos europeos revela que los trabajadores chinos tienen una comprensión limitada de sus derechos. Los efectos de esta situación laboral se extienden más allá de sus fronteras.

Sociedad

La difícil situación de los trabajadores chinos no es estrictamente un problema interno, sino que afecta a Europa y al resto del mundo. Los occidentales deberían estar preocupados, ya que los salarios bajos y las condiciones represivas de China explican en parte la pérdida de puestos de trabajo en sus países. Al mismo tiempo, las empresas occidentales tienen un interés financiero en mantener el «statu quo». Todo esto impulsó la creación del proyecto Chinese Labour con el fin de explicar la situación laboral china. Esta investigación se llevó a cabo gracias al respaldo del programa Marie Curie. En concreto, en el proyecto se estudiaron las expectativas de las trabajadoras domésticas migrantes chinas con respecto a las horas y los salarios, y la función de los diversos agentes en la definición de tales objetivos. Los investigadores también tuvieron en consideración las implicaciones para los inversores de la Unión Europea en lo relativo al aumento de las expectativas entre los trabajadores chinos. La investigación incluyó un estudio comparativo de los trabajadores de las fábricas de ropa en China y Camboya, en el que se mostró los salarios reales, los salarios deseados, la conciencia de los trabajadores sobre sus derechos y las actividades de los sindicatos. Los investigadores entrevistaron a activistas sindicales chinos y también se basaron en documentos políticos y en informes de los medios de comunicación escritos en chino. El equipo del proyecto describió en detalle una imagen completa de la situación del activismo laboral en China, ya sea organizado por las organizaciones no gubernamentales del sector laboral o directamente por los trabajadores. Represión política Los resultados mostraron que la mayoría de los trabajadores chinos tienen un conocimiento muy selectivo de sus derechos. Por lo general, se centran en cuestiones que afectan a sus ingresos personales. Sin embargo, siguen siendo muy escasos sus conocimientos de los derechos colectivos, especialmente los relacionados con el sindicalismo o la huelga. Según el doctor Ivan Franceschini, investigador principal: «Esto está relacionado con la naturaleza misma del derecho laboral chino, que, por razones políticas, hace hincapié en los derechos individuales al tiempo que socava los derechos colectivos». El nivel de concienciación no guarda relación con la edad. Este hallazgo contradice ideas omnipresentes, como que los trabajadores más jóvenes son supuestamente más activos o que, entre esta cohorte de edad, se esté produciendo un «despertar de los derechos». No obstante, en los últimos años, un pequeño grupo de activistas chinos ha comenzado a promover un enfoque más militante del activismo laboral. Su objetivo ha sido fomentar la negociación colectiva como una forma de empoderar a los trabajadores en el lugar de trabajo. La respuesta del Gobierno chino era predecible. Según informa el doctor Franceschini: «Desde 2015, hemos sido testigos de una serie de medidas represivas extremadamente duras contra los activistas sindicales. Esto demuestra que las autoridades chinas están decididas a mantener un fuerte control sobre el activismo laboral en el país para no amenazar la inversión, especialmente ahora que la economía china se desacelera». Durante 2018 y 2019, la represión política en el país empeoró sustancialmente, con nuevas oleadas de detenciones. Una revista nueva Los logros del proyecto también incluyen la creación de la revista «Made in China Journal», una publicación trimestral sobre el trabajo, la sociedad civil y los derechos humanos en China. La publicación ha contribuido a crear una comunidad mundial de personas preocupadas por las últimas tendencias de la sociedad china, en particular en lo que respecta a las cuestiones laborales. Además, la revista se ha hecho popular y ha conseguido llegar a más de 1 700 suscriptores a principios de 2019 y que algunos números se hayan descargado más de 20 000 veces. Se ha vuelto influyente y desempeña un papel fundamental en la definición de los debates políticos sobre cuestiones laborales en China. Los problemas laborales chinos afectan a Europa. El proyecto ayudó a aclarar los efectos y a organizar una comunidad mundial de investigadores, activistas y responsables de la formulación de políticas para abordar el tema.

Palabras clave

Chinese Labour, laboral, derechos, China, activismo laboral, derechos colectivos, economía china, derechos de los trabajadores, sindicalismo

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación