Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Estrategias para colecciones textiles que inspiran a los diseñadores

Unos investigadores europeos ayudan a las empresas textiles de Prato, Italia, a aumentar el valor de sus colecciones de hilados y tejidos.

Economía digital

Los diseñadores de moda se inspiran en toda una serie de fuentes, entre las que destacan las colecciones de tejidos y vestidos. Lamentablemente, la desindustrialización y la ausencia de una cultura de conservación en el sector textil han provocado la pérdida de un gran número de estas colecciones. Este problema se ve exacerbado debido a que el material disponible generalmente no es de fácil acceso y permanece en gran medida desaprovechado. La digitalización y conservación de colecciones textiles ha sido una de las áreas de actividad del proyecto financiado con fondos europeos TCBL. El estudio piloto comercial de patrimonio digital de TCBL llevado a cabo junto con el municipio de Prato en la Toscana (Italia), demostró cómo unas estrategias de mercadotecnia y comunicación adecuadas pueden aumentar el valor de las colecciones textiles de las empresas. ¿Por qué Prato? La historia del sector textil en Prato se remonta al siglo XII. En la actualidad, este sector sigue siendo una parte importante de la economía de la provincia, y Prato permanece a la cabeza de Europa en la producción de tejidos e hilos para la industria de la moda. Como parte del estudio piloto de patrimonio digital, se seleccionaron diez empresas de Prato con el fin de examinar posibles innovaciones y procesos creativos basados en el patrimonio, como la reinterpretación creativa del patrimonio textil, así como nuevas estrategias de mercadotecnia para mejorar el atractivo comercial de las colecciones textiles. La digitalización de las colecciones constituye otra herramienta innovadora a disposición de las empresas y fue posible gracias a Heritage Manager, un «software» libre y de código abierto desarrollado por CreativeWear —un proyecto complementario de la Unión Europea que participa en el estudio piloto— para ayudar a las empresas a clasificar y almacenar digitalmente sus muestrarios y fichas técnicas. Esta digitalización transformó colecciones que antes eran caóticas en un recurso que los diseñadores y otros profesionales interesados podían usar como fuentes de inspiración para nuevos diseños. Los beneficios del «software» son patentes en el caso de Texmoda Tessuti, una de las empresas participantes en el estudio piloto. Según Francesca Nardi, coordinadora de sostenibilidad y comunicación de Texmoda, la empresa tiene «aproximadamente cuatrocientos mil tejidos de sus más de cuarenta años de historia» en sus colecciones. En una noticia publicada en la página web «The Florentine», Francesca explicó: «Estábamos ansiosos por hacer un mejor uso de este recurso… por no hablar de obtener ventajas relacionadas con la mercadotecnia, la organización interna y los servicios al cliente». Aportaciones creativas de diseñadores internacionales Un valor primordial del proyecto es la contribución relevante de diferentes culturas, tradiciones y opiniones. Este valor se puso de relieve a través de las cuatro estancias internacionales realizadas como parte del estudio piloto. Cuatro diseñadores internacionales fueron elegidos para trabajar con empresas locales de Prato a fin de debatir formas innovadoras de utilizar sus colecciones históricas. A través de estas estancias creativas, los diseñadores estudiaron las colecciones de las empresas y compartieron sus inspiraciones e ideas. TCBL (TCBL - Textile and Clothing Business Labs Transformative Business Models for the Textile Clothing Sector) concluirá en junio, pero no su trabajo. La fundación TCBL asumirá la responsabilidad y proseguirá el esfuerzo de transformar la producción de textiles y vestidos en Europa. Para más información, consulte: Sitio web del proyecto TCBL

Países

Italia

Artículos conexos