Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Los eurodiputados aprueban un informe sobre la diferencia creciente entre los presupuestos destinados a la política espacial en los Estados Unidos y en Europa

El 9 de octubre, el Parlamento Europeo aprobó un informe de propia iniciativa redactado por el eurodiputado italiano Guido Bodrato sobre la política espacial europea. La resolución pide a la Comisión que examine la diferencia creciente entre los presupuestos destinados a la po...

El 9 de octubre, el Parlamento Europeo aprobó un informe de propia iniciativa redactado por el eurodiputado italiano Guido Bodrato sobre la política espacial europea. La resolución pide a la Comisión que examine la diferencia creciente entre los presupuestos destinados a la política espacial en Estados Unidos y en Europa y que junto con la industria tome las medidas adecuadas para cambiar esta tendencia. La resolución propuesta por el Sr. Bodrato responde al Libro Verde de la Comisión sobre el espacio publicado a principios de este año. El informe señala que en 2001, el gasto espacial institucional en los Estados Unidos representó más del 60 por ciento del mercado manufacturero mundial, frente al 14 por ciento en Europa. Indica además que muchas tecnologías aeronáuticas han sido desarrolladas o se encuentran únicamente en Estados Unidos y que la dependencia de dichas tecnologías estadounidenses está aumentando. En el debate que precedió a la aprobación del informe, los eurodiputados acogieron con satisfacción las medidas tomadas que han permitido la celeridad de Europa, concretamente el acuerdo alcanzado sobre el programa Galileo de navegación por satélite. Sin embargo, pidió a la Comisión que permanezca atenta a los plazos previstos y subrayó la necesidad de que la industria desarrolle servicios específicos para Galileo con el fin de garantizar el éxito del proyecto. Los eurodiputados coincidieron en que otra medida que puede reducir la diferencia entre Europa y Estados Unidos es el reciente acuerdo marco entre la Comunidad Europea y la Agencia Espacial Europea. El acuerdo constituye una importante etapa hacia la cooperación y debería de evitar la duplicación de esfuerzos. Además, durante el debate apoyaron los efectos beneficiosos que el artículo 150 del proyecto de Convención tendrá en la política espacial de la comunidad. Los eurodiputados instaron a la Conferencia intergubernamental a que mantenga esta propuesta. Con respecto a la iniciativa Vigilancia global del medio ambiente y la seguridad (GMES), el Parlamento pidió a la Comisión que acelerara su aplicación visto el creciente interés internacional. La Comisión redactará un Libro Blanco sobre la política espacial europea cuya publicación está prevista antes del final de 2003.