Skip to main content
European Commission logo print header

Article Category

Noticias
Contenido archivado el 2023-01-13

Article available in the following languages:

Llamamiento a la apertura y el compromiso internacional sobre ética en la investigación médica en un seminario

En el seminario internacional sobre ética en la investigación médica, celebrado en Bruselas el 13 de octubre, una de las escasas afirmaciones consensuadas por la mayoría fue que abordar estos temas a nivel internacional es una tarea extremadamente ardua. Si bien, a pesar de ...

En el seminario internacional sobre ética en la investigación médica, celebrado en Bruselas el 13 de octubre, una de las escasas afirmaciones consensuadas por la mayoría fue que abordar estos temas a nivel internacional es una tarea extremadamente ardua. Si bien, a pesar de la dificultad de mantener un discurso internacional sobre cuestiones éticas, muchos de los asistentes a la manifestación, organizada conjuntamente por el Foro de investigación e innovación de Noruega y el Ministerio esloveno de Educación, Ciencia y Deportes, concluyeron con un llamamiento para que se intensificaran estos intercambios. Según Barbara Rhode, Jefa de la Unidad de Ética y Ciencia de la DG de Investigación de la Comisión, para la Unión Europea la ética es una cuestión generalmente difícil, tanto si se relaciona con la investigación médica como con otras áreas de la ciencia. "Aunque existe un compromiso respecto a los principios éticos fundamentales dentro del VI Programa Marco (VIPM), la Comunidad Europea no tiene competencia para tratar los temas éticos que surgen de la diversidad y de los criterios nacionales que, por lo tanto, están sujetos al principio de subsidiaridad ", declaró la Sra. Rhode. Una de las normas éticas clave establecidas en el VIPM es que los participantes en una investigación financiada con fondos de la UE deben cumplir la reglamentación y las leyes relativas a la ética del país donde se esté llevando a cabo la investigación y, cuando sea procedente, los investigadores deberán solicitar la aprobación del comité ético nacional o local, antes de que dé comienzo la actividad, continuó la Sra. Rhode. Además, cuando se presenten propuestas a la Comisión para llevar a cabo una investigación sobre cuestiones éticas delicadas, un grupo de expertos multidisciplinar revisa el plan y propone modificaciones para aquellos proyectos que puedan inmiscuirse en los principios éticos fundamentales. La Sra. Rhode declaró que una de las dificultades a las que se enfrenta la Comisión es que muchos investigadores no están al tanto de las reglamentaciones sobre ética en sus propios países antes de presentar las propuestas, por lo que pide a los Estados miembros una mayor disposición para informar sobre la legislación y las directrices pertinentes. El presidente del Comité nacional sobre ética médica de Eslovenia, Dr. Joze Trontelj, requerido para que evaluara los retos éticos concretos a los que tienen que hacer frente los países de Europa Central y Oriental, advirtió que todavía podrían encontrase en la región muchos ejemplos de prácticas éticamente cuestionables, sobretodo en el campo de las pruebas clínicas en sujetos humanos. Uno de los problemas clave a la hora de identificar y poder acabar con estos abusos, declaró el Dr. Trontelj, es que los órganos responsables de realizar las revisiones éticas en estos países están sobrecargados de trabajo, debido a la cantidad de formulismos burocráticos y de solicitudes para llevar a cabo las pruebas. Ante la falta de directrices internacionales para la gestión ética de la investigación con células madre y embriones en vitro, el Dr. Trontelj prevé un empeoramiento del problema antes de que se alcance una solución, y declaró que un paso importante sería la elaboración de un protocolo complementario a la Convención de Derechos Humanos que abarque la ética en la investigación. Para el Dr. Jan Helge Solbakk, director del Centro de ética médica de la Universidad de Oslo, la clave para lograr acuerdos prácticos está en un debate a nivel internacional. Advirtió sobre los peligros que conlleva el profetizar demasiado sobre el potencial terapéutico con el fin promover un campo determinado de la investigación, y declaró que regiones como Europa tienen la obligación de aumentar el gasto destinado a la investigación de enfermedades del mundo en desarrollo. "Mientras que el 90 por ciento de los 60 mil millones de euros estimados que se gastan cada año en investigación médica se destinen a las necesidades sanitarias del 10 por ciento de los más ricos de la población mundial, los países que no quieran contribuir a ampliar los esfuerzos en materia de sanidad mundial, deberán ser responsables de las flagrantes violaciones de los derechos humanos que se hacen en nombre de la investigación biomédica", afirmó el Dr. Solbakk. La Sra. Rhode admitió que la UE no se ha comprometido con la dimensión del mundo en desarrollo de la investigación ética como debería, al centrarse más en los temas relativos a la diversidad interior. De esta experiencia y diversidad, sin embargo, se desprende el papel importante que puede desempeñar la UE en el proceso global, añadió la Sra. Rhode. En las conclusiones del seminario, el Sr. Christian Hambro, director general del Consejo de investigación de Noruega, declaró que algunos de los temas éticos planteados en la investigación médica eran demasiado importantes para ser asumidos por científicos a nivel individual, o incluso por la comunidad científica en su totalidad. El Dr. Trontelj reiteró esta afirmación, reclamó que se consultara al público, y recordó el deber de adentrarse en los temas basándose en fuentes creíbles. "Debemos separar la ética de la política, y no debería permitirse a los científicos alimentar falsas expectativas en torno a la ciencia, como demandan a veces los políticos." La Sra. Rhode concluyó reiterando la necesidad de una mayor cooperación a nivel de la UE con los países candidatos y el mundo en desarrollo. Por último, añadió que, a pesar de la complejidad de los temas: "La ética no debería considerarse una barrera o un impedimento burocrático para el avance, sino como un instrumento que facilita la ciencia."