Skip to main content

"Rural Development, Food Security and Political Stability in Iraq"

Article Category

Article available in the folowing languages:

Geopolítica y seguridad alimentaria: control y poder

Al pensar en las luchas por el poder en Oriente Próximo puede que piense en el petróleo. Sin embargo, otro producto básico desempeña un papel importante a la hora de lograr estabilidad y buena gobernanza. Un proyecto financiado con fondos europeos ha estado considerando los alimentos.

Sociedad
Seguridad

El proyecto RUDEFOPOS-IRAQ ha estado evaluando el papel de la seguridad alimentaria y el desarrollo rural en la política de los actuales y antiguos regímenes de Irak. El proyecto se ha interesado por la medida en que las redes extendidas de favoritismo y las rentas de la tierra, junto con los conflictos violentos, repercuten en las relaciones internas del país. «Analizando imágenes por satélite, las materias grises, los documentos filtrados del Estado Islámico (EI) y fuentes periodísticas, pudimos mostrar que la agricultura desempeñó un papel importante en la financiación del grupo terrorista», explica el doctor Eckart Woertz, investigador principal del Centro de Información y Documentación Internacionales de Barcelona, España. Obtener información sobre solo el papel que desempeñan el favoritismo y la distribución de las rentas en la estabilidad regional y la gobernanza supuso un desafío en muchos aspectos; entre ellos por la inaccesibilidad del territorio controlado por el EI. El proyecto utilizó un enfoque doble, analizando los documentos históricos y haciéndose una idea clara sobre la situación actual a través del uso de internet, imágenes por satélite y un viaje de campo a la región del Kurdistán iraquí. El acceso a documentos históricos planteó sus propios problemas. Más de 11 millones de registros se encuentran en la Institución Hoover de la Universidad de Stanford, llevados a los Estados Unidos después de que este país ocupara Irak en 2003. Junto con la dificultad de seleccionar la parte que debía analizarse del gran volumen de material, el proyecto también tuvo que hacer frente a presiones de tiempo. Los registros del Gobierno iraquí y el diván presidencial de Saddam Hussein estaban en la Universidad Nacional de Defensa en Washington. Dicha universidad cerró en 2015 y, con este proyecto muy avanzado en ese momento, el doctor Woertz tuvo que acabar su análisis antes de que cerrara las puertas. Para comprender cuál es la situación actual, el doctor Woertz se basó en una encuesta electrónica llevada a cabo entre académicos iraquíes de todo Irak y en entrevistas con expertos que realizó durante un viaje de campo al Kurdistán iraquí. El inestable sistema de seguridad impidió llevar a cabo entrevistas a hogares en otros sitios, pero, según el doctor Woertz: «También pude basarme en encuestas cuantitativas del Programa Mundial de Alimentos (PMA), el Banco Mundial y la Organización Internacional del Trabajo (OIT)». Trabajando con Hadi Jaafar de la Universidad Americana de Beirut, utilizó imágenes por satélite para superar la inaccesibilidad del territorio en manos del EI. Esto les permitió mostrar cómo se había desarrollado la producción agrícola en manos del EI en los años 2014 y 2015. «Todo el trabajo mostró que la seguridad alimentaria y la agricultura desempeñan un papel relevante en la política iraquí del pasado, presente y futuro. Durante el embargo multilateral de las Naciones Unidas de 1990-2003, el papel de la seguridad alimentaria fue primordial en el cálculo estratégico del régimen de Saddam Hussein». Más contemporáneamente, el proyecto desveló la importancia de la agricultura como fuente de financiación del EI, después de que esta hubiera conquistado grandes extensiones de los dos pósitos de Siria e Irak, concretamente las provincias de Gezira y Níneve. «Nuestro trabajo sobre la agricultura como fuente de financiación del EI abrió nuevos horizontes y tiene importancia más allá de la existencia del grupo como un aspirante a proto-Estado, que ahora ha llegado a su fin». En cuanto a los retos de la seguridad alimentaria iraquí contemporánea, los estudios cualitativos y cuantitativos indican que una abrumadora parte de la población identifica los problemas políticos como su principal preocupación. «Los enfoques tecnocráticos por sí solos (como la mejora del riego o el diseño de intervenciones en materia de nutrición) no bastarán», explica el doctor Woertz. «Creo que sería bueno que los problemas de seguridad alimentaria adquirieran un mayor protagonismo en las políticas europeas de desarrollo, seguridad y exterior en Oriente Próximo. Ya sea en la reconstrucción siria o en la estabilidad política en Irak, la seguridad alimentaria y la agricultura desempeñarán un papel importante. Espero que RUDEFOPOS-IRAQ haya podido concienciar un poco en este sentido», concluye.

Palabras clave

RUDEFOPOS-IRAQ, seguridad alimentaria, geopolítica, Irak, gobernanza, agriculturas, Siria, relaciones internas

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación