Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

La investigación y la innovación, claves para la competitividad, según el Consejo de la OCDE

La investigación y la innovación son cruciales para la competitividad y desempeñan un papel vital para afrontar ciertos retos del planeta, como el cambio climático y el desarrollo sostenible, según los asistentes a la reciente reunión ministerial del Consejo de la OCDE sobre i...

La investigación y la innovación son cruciales para la competitividad y desempeñan un papel vital para afrontar ciertos retos del planeta, como el cambio climático y el desarrollo sostenible, según los asistentes a la reciente reunión ministerial del Consejo de la OCDE sobre innovación, crecimiento y equidad en París. En su intervención de la sesión inaugural de la reunión, Ángel Gurría, Secretario General de la OCDE, recordó cuáles son los tres pilares de la innovación: la educación, la inversión en ciencia y tecnología y un entorno orientado a la empresa. «Uno de los indicadores más elocuentes de la salud y del potencial de la economía de un país es el volumen de investigación y desarrollo (I+D) que genera», afirmó, a lo que agregó que «es imprescindible aumentar la capacidad científica, tecnológica e innovadora de nuestros países miembros». Durante la reunión, los ministros acordaron que, en vista de la ralentización de la productividad en una serie de regiones de la OCDE, resulta necesario mejorar el marco de condiciones para la innovación. Además, resaltaron la importancia de invertir en los sistemas educativos a fin de garantizar el suministro constante de investigadores y mano de obra cualificada de cara al futuro y de impulsar la inversión del sector privado en la innovación. Los sectores que más se beneficiarían previsiblemente de la innovación serían la sanidad, la energía, el suministro de agua y otros servicios públicos, así como la ecoinnovación. Asimismo, los ministros recibieron con agrado la noticia de que se está planeando elaborar una «estrategia de innovación de la OCDE». Dicha estrategia se formulará a partir del análisis de indicios y de parámetros de referencia y contemplará nuevos indicadores del vínculo existente entre la innovación y el crecimiento económico. Del mismo modo, estudiará de qué manera la innovación puede ayudar a afrontar los retos de sectores como el medio ambiente y la salud. Por otro lado, los ministros pidieron a la OCDE que investigue las repercusiones de la innovación en el sector de los servicios. Durante la reunión también salió a colación la cuestión de los derechos de propiedad intelectual. Este tema también podría ser abordado en la estrategia de innovación con vistas a dar con el equilibrio perfecto entre promover un entorno empresarial abierto a la innovación y proteger la propiedad intelectual.