Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

En marcha el proyecto BIOTRAINS para una formación química más ecológica

Investigadores dirigidos por la Universidad de Manchester (Reino Unido) y financiados con fondos comunitarios están formando a jóvenes biotecnólogos con el fin de mejorar la seguridad medioambiental de distintos procesos químicos. El proyecto BIOTRAINS («Una red de formación e...

Investigadores dirigidos por la Universidad de Manchester (Reino Unido) y financiados con fondos comunitarios están formando a jóvenes biotecnólogos con el fin de mejorar la seguridad medioambiental de distintos procesos químicos. El proyecto BIOTRAINS («Una red de formación europea sobre biotecnología en apoyo de los procesos industriales químicos») cuenta con financiación del área temática «Alimentos, agricultura y pesca, y biotecnología» del Séptimo Programa Marco de la Unión Europea (7PM) por valor de 4,37 millones de euros. Científicos procedentes de diversos campos, como la ingeniería, el desarrollo de procesos, la microbiología y la química, están cooperando para ofrecer a investigadores incipientes los medios necesarios para desarrollar métodos industriales ecológicos para la industria química. «Hemos tenido la suerte de contar con la participación en BIOTRAINS de algunos de los mejores estudiantes de postgrado del mundo», afirmó el profesor Nick Turner, director del Centro de Excelencia de Biocatálisis, Biotransformaciones y Procesos Industriales Biocatalíticos (CoEBio3) de la Universidad de Manchester. «Los progresos que han realizado en un espacio de tiempo relativamente corto son impresionantes y suponen una buena señal para el futuro de esta red de formación.» CoEBio3 es la principal organización de investigación del Reino unido en el ámbito de los nuevos procesos biocatalizadores llamados a atender las necesidades cambiantes de la industria química entre ahora y 2030. El equipo supervisará la transferencia de tecnología entre científicos de instituciones académicas y de entidades empresariales a fin de garantizar que el programa satisface las necesidades tanto de las personas como las tecnológicas. Los socios de BIOTRAINS afirman que el proyecto orientará sus esfuerzos actuales a sustituir el proceso industrial químico convencional por «biotecnología blanca». Hasta ahora el sector industrial químico ha dependido del uso de sustancias químicas y disolventes altamente tóxicos. En cambio, la biotecnología blanca ofrecerá a los fabricantes nuevas técnicas para desarrollar métodos industriales que no solo sean más seguros que los métodos actuales, sino que tampoco perjudiquen el medio ambiente. La biotecnología blanca usa biocatalizadores naturales para garantizar una actividad más ecológica. Según los expertos, los europeos están familiarizados con la expresión biotecnología blanca, que se usa para la aplicación de catalizadores naturales, incluidas células y enzimas, en la biotecnología con fines industriales. Pero, ¿por qué «blanca»? Los investigadores afirman que el adjetivo blanco la diferencia de otras biotecnologías actualmente en uso, en concreto la verde para las plantas y la roja para las biotecnologías médicas. La biotecnología blanca se refiere a sustancias químicas, biomateriales y la producción alternativa de energía. Además de beneficiar a nuestro planeta, la biotecnología blanca también ofrece a las economías mundiales una nueva opción, reduciendo en la práctica su dependencia de los combustibles fósiles. En el proyecto BIOTRAINS, que fue puesto en marcha en 2009 y se espera que termine en 2013, participan once socios (de Austria, Dinamarca, Alemania, España, Suecia, Suiza, Países Bajos y Reino Unido) procedentes de los sectores académico y empresarial. Sus expertos seleccionarán y formarán a los participantes y seis socios industriales ofrecerán formación en prácticas. Los socios de BIOTRAINS afirman que es importante que los nuevos científicos apoyen la bioeconomía basada en el conocimiento (KBBE) identificada por la plataforma tecnológica SUSCHEM (Plataforma Tecnológica Europea para una Química Sostenible). La KKBE es un componente crucial de la economía mundial. Valorada en más de 1,5 billones de euros al año, la KBBE ayudará a intensificar la competitividad y la productividad, a proteger el medio ambiente y el modelo social y a fomentar nuestro bienestar. La KBBE tiene como objetivo el uso y la fabricación sostenibles de recursos biológicos renovables, así como de alimentos más seguros, de más calidad y más sanos, y una agricultura, acuicultura y una pesca seguras y sostenibles.Para más información, consulte: BIOTRAINS: http://www.biotrains.eu/ CoEBio3: http://www.coebio3.org FP7-KBBE: http://cordis.europa.eu/fp7/kbbe/home_en.html