Skip to main content

Article Category

Article available in the folowing languages:

Ciudades esmeralda: soluciones más verdes para que prospere la naturaleza en la jungla de asfalto urbana

La planificación urbana inteligente en las grandes ciudades puede servir a las personas y a la naturaleza. El proyecto URBAN GreenUP, financiado con fondos europeos, demuestra soluciones verdes que ayudan a transformar las zonas urbanas y a aumentar sus sostenibilidad, habitabilidad y resiliencia al cambio climático.

Economía digital
Cambio climático y medio ambiente
Sociedad

Se estima que el área total cubierta por las ciudades en todo el mundo aumentará considerablemente en las próximas décadas, destruyendo tierras cultivadas y aportando numerosas consecuencias negativas a los residentes y al entorno. Calidad deficiente del aire, inundaciones, sequías, olas de calor, pérdida de biodiversidad y el efecto isla de calor urbano son algunas de las consecuencias más importantes de la dispersión urbana. Un método prometedor es la aplicación de soluciones basadas en la naturaleza (SbN), que son intervenciones inspiradas por la naturaleza y diseñadas para hacer frente a problemas sociales y ambientales. El proyecto URBAN GreenUP tiene por objetivo hacer frente a estos retos. Con la coordinación del Centro Tecnológico CARTIF, veinticinco socios de nueve países trabajan juntos para desarrollar una nueva estrategia para lograr una mayor integración de la naturaleza en la planificación urbana. «La “renaturalización” de la planificación urbana es el nuevo término clave, ya que ofrece una transformación verde de las ciudades mediante la aplicación de SbN», apunta Raúl Sánchez, coordinador del proyecto.

Soluciones verdes a medida de las necesidades de las ciudades

URBAN GreenUP ha desarrollado una herramienta digital que puede ayudar a que las autoridades, los urbanistas y los ciudadanos identifiquen la SbN que mejor se adapte a las necesidades de su ciudad. La herramienta está disponible de forma gratuita en el sitio web de URBAN GreenUP. Esta herramienta recomienda SbN para las ciudades en base a los retos y las capacidades de la propia ciudad. En primer lugar, le pide al usuario que indique los retos de la ciudad en hasta tres zonas urbanas (suburbios, vecindarios, cuencas hidrográficas) y, a continuación, le formula una serie de preguntas que ayudan a determinar las capacidades de la ciudad para ser más verde. Ofrece como resultado una lista de las posibles intervenciones de SbN que se corresponden con los problemas urbanos indicados de la ciudad, así como los «factores de éxito» del reverdecimiento urbano de la ciudad, para garantizar que se sugieren soluciones factibles. La herramienta se encuentra en las etapas finales de su desarrollo. «Esta herramienta se ha diseñado para aportar sugerencias que ayuden a las autoridades y a los ciudadanos a elegir la NBS adecuada, en base a las capacidades de la ciudad y de los resultados deseados. También les puede ayudar a descubrir cómo crear la capacidad para proporcionar SbN y comunicar a los líderes lo que hará falta para hacer realidad las SbN en la ciudad», explica Sánchez.

Catálogos publicados

La herramienta de selección de SbN se basa en las soluciones recopiladas en el catálogo de SbN de URBAN GreenUP. Su objetivo es fomentar la adopción a nivel mundial del método de URBAN GreenUP para ofrecer a las ciudades indicadores fiables sobre cómo abordar los retos urbanos mediante la naturaleza. Hasta el momento, el proyecto ha publicado dos catálogos relevantes: el catálogo de SbN, que presenta intervenciones técnicas dispares que se están aplicando en ciudades pioneras, y el catálogo de retos del cambio climático que ayuda a las ciudades a examinar los retos y sus impactos.

Muestras de proyectos

Las actividades del proyecto se están llevando a cabo en tres ciudades pioneras: Valladolid (España), Liverpool (Reino Unido) y Esmirna (Turquía). Las cinco ciudades «seguidoras» —Mantua (Italia), Luisburgo (Alemania), Medellín (Colombia), Chengdu (China) y Binh Dinh-Quy Nhon (Vietnam)— aprenderán directamente de estas experiencias y establecerán sus propios planes de renaturalización. Las SbN de URBAN GreenUP se agrupan en cuatro clases: renaturalización de la urbanización, infraestructuras verdes únicas, intervenciones hídricas e intervenciones no técnicas. El proyecto planea la aplicación de más de cien SbN en las tres ciudades pioneras. Algunos ejemplos incluyen rutas verdes para bicicletas y peatones, jardines flotantes, parques inundables, sistemas de drenaje sostenibles, tejados y fachadas verdes, tejados polinizadores, estructuras verdes sombreadas y zonas forestales urbanas. En 2018, URBAN GreenUP fomentó el desarrollo del Manifiesto de Cooperación de Soluciones Basadas en la Naturaleza, cuyo objetivo es renaturalizar las ciudades mediante la cooperación y el apoyo de los proyectos de soluciones basadas en la naturaleza de la Comisión Europea. Está previsto que el proyecto dure hasta 2022.

Palabras clave

URBAN GreenUP, ciudades, catálogo, renaturalización, soluciones verdes, soluciones basadas en la naturaleza, planificación urbana, medioambiente, herramienta digital

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación