Skip to main content

COGEM CPV - An innovative Ceramic Heatsprider within HCPV (High Concentration Photovoltaic) Technology

Article Category

Article available in the folowing languages:

Las celdas fotovoltaicas adaptables aprovechan los últimos desarrollos de manera fácil y rentable

Imagínese si pudiera cambiar rápida y fácilmente las celdas fotovoltaicas obsoletas por la tecnología más reciente, tan sencillamente como cambia una bombilla, en lugar de quedarse con las celdas «cableadas» mientras la innovación pasa de largo.

Tecnologías industriales

En la actualidad, los paneles solares se pueden encontrar en toda Europa y desempeñan un papel fundamental en la transición energética mundial. Sin embargo, la tecnología enfrenta desafíos cada vez mayores relacionados con la eficiencia, el coste, el reciclaje y la eliminación. Los programas de tarifas e incentivos existentes ya no son económicamente viables para la mayoría de los gobiernos. ¿Qué pasaría si no tuviera que reciclar o desechar sus sistemas fotovoltaicos viejos e invertir en otros nuevos, pero pudiera actualizarlos de forma rentable, que mejore el rendimiento y extienda la vida útil a una fracción del coste de la inversión original? El proyecto Cogem CPVTM, financiado con fondos europeos, ha desarrollado una solución para conseguirlo.

Adiós a los paneles convencionales, hola a las «bombillas solares»

«Las celdas fotovoltaicas multiunión ya tienen eficiencias récord y continúan mejorando. Su vida útil actual es de unos veinticinco años. Nuestros avances pioneros permiten un reemplazo fácil de las celdas fotovoltaicas multiunión en nuestro sistema Cogem de tecnología fotovoltaica de concentración (CPV, por sus siglas en inglés), cuyos otros componentes están formados casi en su totalidad por vidrio y metal reciclable con una vida útil prolongada. Esto extenderá la vida útil del sistema a más de cuarenta años», dice Giovanni Lanzara de la pyme italiana Solergy y coordinador del proyecto Cogem CPVTM. Solergy es también el único fabricante de lentes de CPV completamente de vidrio. En conjunto, esto convierte a Cogem CPV en la tecnología solar ambientalmente más sostenible disponible en la actualidad.

El seguimiento del sol, la difusión del calor

Lanzara explica la tecnología: «Nuestro difusor térmico patentado aprovecha la refrigeración activa para capturar y utilizar el exceso de calor, lo que permite la producción combinada de calor y electricidad. Las celdas multiunión se montan en los difusores térmicos y este sistema de dos unidades puede reemplazarse fácilmente en el lugar». La optimización del diseño del difusor térmico mejoró el rendimiento térmico en un 62 % y la eficiencia del módulo en un 15-17 %, también redujo la complejidad y facilitó el montaje automatizado, lo que disminuyó los costes de fabricación y mantenimiento. Para aprovechar todo esto, es necesario seguir diligentemente al sol por el cielo. El seguidor CPV de dos ejes de alta precisión de Solergy garantiza que los paneles lo hagan con un error máximo de 0,1° incluso con vientos de hasta 180 km/h; además, tiene capacidades de vigilancia y control remoto. Yoav Banin, también de Solergy, añade: «Nuestros seguidores de dos ejes se comercializan actualmente para su uso con paneles fotovoltaicos convencionales y bifaciales; reducen el coste normalizado de la energía solar hasta en un 25 % en comparación con los seguidores de un eje».

Un salto revolucionario en la tecnología de la energía solar

Tras amortizar los costes de una central de energía Solergy en un período de quince a veinte años, una actualización proporciona de veinte a veinticinco años de funcionamiento adicional con mayor rendimiento, lo que es como adquirir una central nueva de mayor capacidad de energía al 10 % del coste de la original. Un coste menor y un rendimiento mayor hacen que añadir almacenamiento sea económicamente viable para mantener el suministro de energía cuando el sol no brilla. Finalmente, el sistema Cogem CPV cogenera calor sin coste adicional; se puede utilizar para calefaccionar y obtener agua caliente en edificios, en procesos industriales e incluso en procesos de desalinización. La tecnología ya se ha integrado en un sistema de red inteligente renovable en el aeropuerto internacional de Roma-Fiumicino, que es la primera aplicación de este tipo. Lanzara resume: «Cogem CPVTM ha demostrado con éxito un enfoque novedoso, altamente escalable y rentable que debería aumentar la contribución de la energía solar renovable al máximo, a la vez que mejora su sostenibilidad y minimiza su impacto medioambiental».

Palabras clave

Cogem CPVTM, CPV, fotovoltaico, difusor térmico, celdas fotovoltaicas multiunión, seguidor de dos ejes, sistema de red en el aeropuerto internacional de Roma-Fiumicino

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación