Skip to main content

Detecting the Pathogen that Threatens European Honey Bees

Article Category

Article available in the folowing languages:

En busca del parásito causante del colapso de las colonias de abejas

Existen distintos factores de riesgo que ponen en peligro a las abejas de todo el mundo, uno de ellos un parásito que se ha contagiado con rapidez en todo tipo de colonias de abejas. Un nuevo proyecto ha creado un equipo de diagnóstico que detecta la presencia de este parásito de manera sencilla y rápida.

Cambio climático y medio ambiente

Nosema cerenae (N. cerenae) se ha contagiado de las abejas asiáticas a las del resto del mundo y supone una de las causas principales del trastorno del colapso de las colonias (CCD). Por desgracia, aún no se ha dado con un método de detección sencillo del parásito que permita actuar antes de que la colonia se destruya. La importancia socioeconómica de las abejas impulsó la puesta en marcha del proyecto financiado con fondos europeos «Detecting the pathogen that threatens European honey bees» (CLEANHIVE), cuya misión será crear y ensayar un equipo de diagnóstico para su futura comercialización. En CLEANHIVE se diseñó una molécula capaz de detectar la presencia del parásito N. cerenae para incorporarla a un dispositivo de flujo lateral y a un módulo sencillo de obtención de datos con los que detectar una infección en abejas aisladas de forma sencilla y rápida. El equipo investigó además la manera más rápida y efectiva de comprobar la presencia del parásito. Se construyó un primer prototipo y se ejecutaron varias pruebas de validación del equipo, el cual, si bien devolvió resultados satisfactorios, aún precisa de ajustes que garanticen su utilidad. Aún así, cabe afirmar que el proyecto CLEANHIVE dio pasos importantes hacia el desarrollo de un equipo de diagnóstico de N. cerenae. Los socios comerciales del proyecto trabajan en la actualidad en la fase de validación con el fin de darle uso en la apicultura industrial.

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación