Skip to main content

V-eliminator, innovative solution for varroa fighting

Article Category

Article available in the folowing languages:

Una técnica láser ofrece una eliminación segura y eficaz del ácaro Varroa de las abejas

Como polinizadoras, las abejas son sumamente importantes para el medio ambiente y la economía. Dado que su número está disminuyendo rápidamente, ha empezado la carrera para detener este declive y el V-laser podría tener la respuesta.

Alimentos y recursos naturales

La polinización es cuando el polen se transfiere de la parte masculina de la planta a la femenina, de modo que permite la fertilización. Las abejas son responsables de la polinización de alrededor del 80 % de los cultivos y plantas silvestres europeas. Se ha calculado que, anualmente, las abejas melíferas, los abejorros y las abejas silvestres aportan, como mínimo, 22 000 millones de euros a la industria agrícola en Europa y 265 000 millones de euros en todo el mundo. De modo alarmante, a pesar de su importancia económica y medioambiental, se cree que, a lo largo de los últimos decenios, el número de abejas en Europa ha descendido casi un 25 %. Aparte del uso de plaguicidas, una de las principales causas de la disminución de la población de abejas melíferas es el ácaro parasitario Varroa. El ácaro Varroa se reproduce en la colmena de las abejas, donde se adhiere tanto a abejas inmaduras como adultas y se alimenta de su grasa corporal, con lo que debilita o mata la abeja. El proyecto V-eliminator, financiado con fondos europeos, ha desarrollado el primer sistema basado en un láser microdirigido para la eliminación en masa del ácaro Varroa en las abejas melíferas, y ofrece una solución mucho más segura y eficaz que las alternativas actuales (eliminación química y mecánica).

La eliminación del ácaro Varroa

El sistema V-eliminator (cuyo producto se llama, en realidad, V-laser) consiste en una cámara, un escáner Galvo, un láser de baja potencia y un ordenador con una sola placa, colocados en la entrada de la colmena. El sistema emplea la tecnología de visión artificial para seguir a las abejas y detectar posibles infestaciones por el ácaro Varroa. Se gestiona mediante un «software» que, además de algoritmos de visión artificial para identificar a los ácaros, incluye un sistema de control que, al detectarlos, los quema con el haz láser. El sistema puede alimentarse con una batería solar o un adaptador de corriente alterna. Esencialmente, a diferencia de los métodos tradicionales para el control de ácaros como la extracción mecánica que daña a las abejas o la eliminación química que puede tener efectos secundarios en las abejas, el proceso de V-laser es seguro para ellas. «Todo empezó con un apicultor, que también es inventor, que estaba muy insatisfecho con las soluciones existentes. Inicialmente, parecía una de esas soluciones que solo se ven en las películas de ciencia ficción. Ahora estamos haciendo que sea realidad», reflexiona Andrej Stanković, coordinador del proyecto, que trabaja en el grupo Zorn Group en Eslovenia. Con tanto la óptica de desviación de haces (en la que un haz láser puede desviarse en dos ejes para una mejor eficacia), como la visión óptica ya operativas, se han llevado a cabo ensayos en el laboratorio sobre el ácaro Varroa para determinar la potencia necesaria del láser y el número de disparos.

Contribución a la apicultura

A través de la polinización, las abejas y otros polinizadores garantizan la reproducción de una serie de plantas cultivadas y silvestres (fundamental para la producción de alimentos y la seguridad alimentaria mundiales), a la vez que también preservan eficazmente la biodiversidad. Los esfuerzos por mitigar la disminución de la población de abejas son problemáticos, por ejemplo, la polinización a mano requiere mucha mano de obra y resulta muy lenta y cara. «El uso del V-laser beneficiará a los apicultores europeos de tres maneras. En primer lugar, aumentando su competitividad con la reducción de los costes de producción. En segundo lugar, aumentando el rendimiento gracias a la eliminación permanente del ácaro Varroa, por lo que las abejas estarán más sanas. Y, por último, fomentando la revitalización del interés en la apicultura», detalla Stanković. Ahora que ya está listo el prototipo, el equipo está buscando inversiones para desarrollar la tecnología con el fin de que pueda comercializarse. Los pasos previstos para llegar a este punto son, entre otros: ensayos de rendimiento a mayor escala en condiciones de laboratorio y de la vida real; la miniaturización de la carcasa; la integración de los componentes; y la mejora del controlador del láser, el motor de control Galvo y el «software» de visión artificial.

Palabras clave

V-eliminator, láser V, abeja, Varroa, ácaro, parásito, seguridad alimentaria, apicultura, polinizador, biodiversidad, plaguicida

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación