Skip to main content

Article Category

Article available in the folowing languages:

Las compuertas genéticas, claves para entender la formación de tumores

Los microARN intervienen en una gran variedad de procesos celulares que afectan a los genes. La alteración de su expresión se ha relacionado con el desarrollo de tumores.

Salud

El ARN, o ácido ribonucleico, está formado por cadenas de moléculas cuya función está íntimamente ligada al ADN. Por su parte, el ADN o ácido desoxirribonucleico es, tal y como ya sabe casi todo el mundo, el material hereditario en los humanos y en casi todos los organismos. Es lo que nos convierte en lo que somos y en quienes somos. Los microARN pertenecen a una clase de ARN pequeños no codificantes que regulan la expresión génica actuando sobre ARN mensajeros (ARNm) diana. Intervienen en la proliferación celular, la respuesta a estrés, la apoptosis, el desarrollo y la diferenciación. No obstante, la alteración de su expresión está implicada en enfermedades como el cáncer gástrico, el cáncer de pulmón y la leucemia linfocítica. El proyecto MicroRNA Export («Aspectos estructurales y biofísicos del mecanismo de exportación nuclear del microARN») empleó una combinación de métodos estructurales, bioquímicos y biofísicos, además de cristalografía de rayos X y resonancia magnética nuclear, para estudiar la estructura y las propiedades biofísicas del complejo de exportación nuclear de microARN. La integración de todas las etapas de una ruta de expresión génica supone una compleja red de interacciones. Para un grupo particular de genes, este proceso de integración, esencial para la ruta de expresión génica, se denomina «compuerta génica». Los investigadores del proyecto han trabajado para comprender a nivel molecular el proceso biológico de las compuertas génicas. Experimentos realizados anteriormente, en los que se emplearon nuevos ensayos de unión, condujeron a los investigadores de este proyecto a estudiar la estructura y la función en las compuertas génicas de una proteína pequeña de localización nuclear conocida como Sus1. Los resultados de este trabajo se han publicado en la revista Journal of Biological Chemistry. Si bien los resultados iniciales sugerían que Sus1 podría ser un elemento clave en la estructura y la función de las compuertas génicas, trabajos realizados posteriormente indicaron que se trata más bien de un componente más de los subcomplejos individuales que forman estas compuertas, en lugar de ser una cadena que une ambos complejos. Esto ha permitido a los investigadores comprender el papel en las compuertas génicas de los complejos SAGA y TREX-2.

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación