Skip to main content

Advanced Methodologies for the Determination of the Lability of Trace Metals and Their Application to Contaminated Soils

Article Category

Article available in the folowing languages:

Mejor evaluación de riesgos en suelos contaminados con metales pesados

Una parte considerable del suelo en Europa occidental está contaminada con metales pesados procedentes de actividades previas de minería, procesamiento de minerales y otras actividades industriales. Un equipo de científicos ha aprovechado una tecnología avanzada para evaluar con más precisión los riesgos.

Cambio climático y medio ambiente

Los métodos sencillos de extracción de metales pesados actualmente en uso no permiten evaluar la proporción de metal presente transferible realmente a un medio acuoso en forma de iones. La fracción lábil es un indicador del riesgo más fidedigno que la concentración total en el suelo, y puede variar mucho dependiendo de diversos factores. Dada la toxicidad asociada incluso a cantidades pequeñas de algunos metales pesados, es fundamental para la seguridad que se efectúe una evaluación precisa. El proyecto MEDEA, con financiación europea, se inició para investigar la utilización de una de las metodologías disponibles más sofisticadas, la dilución isotópica (ID). Los científicos del proyecto aplicaron la ID a suelos contaminados en dos casos prácticos a escala regional. También analizaron la capacidad de la ID para evaluar el contenido de metales pesados lábiles en las cenizas volantes (también conocidas como cenizas de combustión, producidas por la combustión de carbón). Los metales estudiados fueron el plomo, el zinc y el cadmio. La cuenca de Rookhope ha sido una zona minera de plomo desde la época romana. El equipo identificó el mejor modelo de absorción de plomo por la hierba y el brezo, y también demostró que la quema controlada de brezo recicla el plomo dentro del sistema suelo-planta. Los resultados de MEDEA serán particularmente útiles para los propietarios de ganado de pastoreo y para la gestión del urogallo. Otras fuentes de contaminación, como las plantas de tratamiento de aguas residuales, las centrales eléctricas y la gasolina con plomo han contaminado la cuenca del Río Trent. El equipo confirmó los beneficios de la medición de los metales lábiles para predecir las concentraciones de metal en solución. Curiosamente, la concentración de plomo depositado procedente de la gasolina todavía es alta en algunos suelos a pesar de la prohibición de la gasolina con plomo en el año 2000. MEDEA supuso la primera aplicación de ensayos de ID para evaluar la reactividad de los elementos en subproductos industriales como las cenizas volantes. Los metales fueron escasamente reactivos y la exposición a la intemperie afectó poco a la labilidad. Se descubrió que la extracción con EDTA era un análogo sencillo, rápido y rentable en relación a los ensayos de ID de cara a determinar la labilidad de los metales. El proyecto MEDEA proporcionó importantes conocimientos relativos a los factores que afectan a la labilidad de los metales pesados y a su reactividad, tanto en el suelo como en cenizas volantes. Los metales pesados representan un peligro importante para la salud pública y los resultados de MEDEA pueden ayudar a reducir los riesgos asociados.

Palabras clave

Metal pesado, evaluación de metales, suelo, minería, actividades industriales, extracción de metales pesados, fracción lábil, dilución isotópica, suelo contaminado, cenizas volantes, absorción de plomo, quema del brezo, agricultura, concentración de metal

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación