Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Una nueva turbina mareomotriz como muestra del futuro boyante de la energía marina

La instalación de una turbina flotante mareomotriz sitúa la ciencia de la Unión Europea un paso más cerca de lograr un sector de la energía marina viable.

En las Islas Orkney, en Escocia, se ha instalado una turbina mareomotriz flotante a escala reducida, todo un hito en el proceso de desarrollo en Europa de un sector energético marino viable. Este programa piloto permitirá conocer mejor las necesidades de mantenimiento de las turbinas en alta mar y obtener experiencia operativa en el ámbito marino. La iniciativa, surgida del proyecto financiado por el Séptimo Programa Marco MARINET, es el primer paso hacia el ensayo de un prototipo a escala real de una turbina de cuarenta y dos metros de largo y trescientos cincuenta toneladas de peso, aún en construcción, y cuya instalación está programada para 2015. La Unión Europea destina una buena cantidad de recursos a las energías renovables —por ejemplo conversores undimotrices y mareomotrices y turbinas eólicas en alta mar— con la intención de reducir el impacto medioambiental que supone el empleo de combustibles fósiles y aumentar la seguridad del abastecimiento energético, dos temas políticos prioritarios. Los investigadores participantes en MARINET opinan que las fuentes de energía marinas pueden aportar soluciones a ambos retos y, al mismo tiempo, suponer una fuente de empleo. Sin embargo, el sector aún se encuentra, en gran medida, en una etapa precomercial. Los recursos necesarios para desarrollar adecuadamente el sector son considerables, al igual que los riesgos económicos asociados. El objetivo del proyecto MARINET, financiado con 9 millones de euros procedentes de los fondos europeos, consiste en poner en contacto a distintos socios de Europa para que participen en una iniciativa científica coordinada con la que evitar duplicaciones, acelerar el desarrollo del sector e impulsar la ciencia de alta calidad. El desarrollo de esta turbina flotante, ejecutado por Magallanes, una empresa española dedicada a las turbinas mareomotrices, es un buen ejemplo del trabajo que realiza el proyecto, pues la iniciativa no hubiera sido posible sin la ayuda proporcionada por los socios de otros Estados miembros. El prototipo, a escala 1:10, se instaló en el Laboratorio de Pruebas de Sonido de Shapinsay, perteneciente al Centro Europeo de Energía Marina (EMEC, Reino unido), uno de los socios del MARINET. Con el proyecto se espera simplificar y facilitar los ensayos sobre todo a las organizaciones de menor tamaño al proporcionar acceso gratuito a instalaciones de prueba de primer orden mundial como la mencionada del EMEC. Este es otro ejemplo del modo en el que MARINET, programado hasta 2015, genera enlaces entre instalaciones científicas y especialistas técnicos de toda Europa. Además de ofrecer un acceso gratuito, MARINET facilitó el establecimiento de redes de contactos y la impartición de formación mediante talleres con usuarios, intercambios de personal y cursos gratuitos con los que proporcionar oportunidades de colaboración, fundar sociedades mixtas y desarrollar capacidades técnicas. El resultado ha sido una red coordinada de recursos y expertos de toda Europa dispuesta a investigar en el ámbito de la energía oceánica. Coordinado por el University College de Cork (Irlanda), en MARINET participan cuarenta y cuatro instalaciones de investigación especializadas en el mar pertenecientes a veintinueve socios de once países de la Unión Europea y Brasil, país asociado al Séptimo Programa Marco. Los recursos se dividen en cuatro grupos de investigación específicos, a saber, energía undimotriz, energía mareomotriz, energía eólica marítima y datos medioambientales y cuestiones transversales. Su objetivo a largo plazo pasa por garantizar la viabilidad del sector europeo de la energía renovable marina. Para más información, consulte: MARINET http://www.fp7-marinet.eu/

Países

Irlanda

Artículos conexos