Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

La Comisión acoge un acuerdo destinado a contrarrestar la contaminación de la atmósfera

La Comisión Europea ha acogido favorablemente el reciente acuerdo adoptado por los ministros de Medio Ambiente de la UE con vistas a poner freno a la contaminación de la atmósfera causada por centrales eléctricas y a establecer nuevos límites para cuatro importantes agentes co...

La Comisión Europea ha acogido favorablemente el reciente acuerdo adoptado por los ministros de Medio Ambiente de la UE con vistas a poner freno a la contaminación de la atmósfera causada por centrales eléctricas y a establecer nuevos límites para cuatro importantes agentes contaminantes, con el objeto de afrontar los problemas del smog estival y de la acidificación. "El acuerdo alcanzado sobre las propuestas relativas a las grandes centrales de combustión y a los límites de emisiones nacionales ayudará a reducir a más de la mitad las emisiones de dióxido de azufre de las centrales eléctricas actuales", predice la Comisión. Antes de 2010, las emisiones totales de dióxido de azufre se habrán reducido en un 77 por ciento, las de óxidos de nitrógeno en un 51 por ciento, los compuestos orgánicos volátiles en un 54 por ciento y el amoníaco en un 14 por ciento, comparado con los niveles de 1990. El Consejo ha refrendado el objetivo de la Comisión de reducir las emisiones aún más de lo acordado en el Protocolo de la CEPE, firmado en Gothenburgo en diciembre. "De esta forma, la Comunidad avanzará dos tercios del camino que deberá recorrer para cumplir con su objetivo relativo a la acidificación y más de la mitad de lo necesario para alcanzar su meta sanitaria relacionada con el ozono", afirma la Comisión. "Este paquete de medidas demuestra que la UE está empeñada en fijar metas ambiciosas para la protección medioambiental y en ofrecer resultados concretos. Al mismo tiempo, el acuerdo establece un importante punto de referencia medioambiental para las negociaciones con los países candidatos durante el proceso de ampliación", comentó la Comisaria europea de Medio Ambiente, Margot Wallström. El acuerdo se someterá a revisión en 2004.