Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Los eurodiputados piden más diálogo sobre ética e investigación

El VI Programa Marco (VIPM) y sus disposiciones referentes a la investigación sobre biotecnología ocuparon un lugar preferente en el orden del día de la cumbre europea sobre ética celebrada el 29 de agosto en Bruselas. Teniendo en cuenta el reciente desacuerdo entre el Parlam...

El VI Programa Marco (VIPM) y sus disposiciones referentes a la investigación sobre biotecnología ocuparon un lugar preferente en el orden del día de la cumbre europea sobre ética celebrada el 29 de agosto en Bruselas. Teniendo en cuenta el reciente desacuerdo entre el Parlamento y el Consejo de Investigación en torno a la financiación de la investigación sobre embriones, algunos eurodiputados aprovecharon la oportunidad para pedir más debate sobre temas éticos y criticar a quienes han tratado de ignorar o de quitar importancia a la cuestión. En la apertura de la conferencia el Presidente del Parlamento, Pat Cox, sostuvo que a menudo esta institución "carece de opinión" y que esto implica una "lucha para lograr una mayoría". Como consecuencia, según él, tal cosa "refleja la complejidad y la diversidad de la sociedad", y pidió más debate sobre la cuestión. El eurodiputado alemán Peter Liese puso en tela de juicio la tendencia de la Comisión a evitar el debate sobre ética, como ocurrió durante las discusiones en torno a las patentes biológicas. La Comisión consideró que la directiva tenía una base exclusivamente económica, e insistió en que no debía considerarse desde una perspectiva ética, ya que la ética continúa siendo un tema de ámbito nacional. "Si se habla de biotecnología, hay que hablar de ética. Cuando la Comisión trató de separar los aspectos comerciales de los aspectos éticos, los ciudadanos europeos nos pidieron que no aceptásemos la directiva porque carecía de una base ética," afirmó. "Podría ocurrir lo mismo en el VI Programa Marco," añadió. Introduciendo cierta controversia en el debate, el Sr. Liese, que con anterioridad había ejercido la medicina, argumentó que la investigación sobre embriones no resulta tan esencial como los científicos hacen creer a veces a la opinión pública. "No hay que confiar en los científicos cuando afirman necesitar embriones humanos para salvar cientos de miles de vidas. Tal aseveración es discutible, y para ello quizás puedan emplearse otros medios. Hace 10 años creíamos en otras tecnologías que nunca llegaron a dar resultado," según él. Si bien el Sr. Liese acogió favorablemente la iniciativa de la Comisión de constituir el Grupo europeo sobre ética (EGE), afirmó que los debates de éste sobre ética no deben servir de excusa para que los políticos eviten el debate. También señaló que, si bien el EGE está compuesto por investigadores, filósofos y juristas, el grupo asesor sobre ciencias de la vida sólo está integrado por investigadores. "Los científicos quieren hablar de ética, pero no quieren que los demás hablen sobre ciencia," afirmó. Hans-Gert Pöttering, eurodiputado alemán y presidente del Partido Popular europeo, señaló que en la actualidad la UE ha evolucionado con respecto a la comunidad económica que se habían propuesto sus fundadores, y que había llegado el momento de debatir acerca de los valores comunes, y no sólo sobre políticas económicas. Destacó la función del Parlamento al garantizar la realización de un debate sobre ética durante las negociaciones sobre el VIPM. El Sr. Pöttering añadió que el Parlamento había logrado obtener una mayor financiación para la sección Ciencia y sociedad del VIPM, que financiará las cuestiones centradas en la ética.

Artículos conexos